13.8 C
Madrid
febrero, viernes 19, 2021

Indra prevé un recorte de ventas en España en 2011

Nuestros monogáficos

La compañía española Indra Sistemas S.A. informó de que prevé una mejora de sus ingresos globales de al menos un dos por ciento durante 2011, a pesar de que espera un comportamiento ligeramente negativo en sus operaciones en España. En 2010, cerró con un beneficio atribuible de 189 millones de euros frente a los 195,6 millones de 2009.

Según una comunicación oficial, la empresa tecnológica que preside Javier Monzón dijo que durante este ejercicio mostrará unas "dificultades y complejidad similares a los de 2010, si bien con signos de recuperación a lo largo del ejercicio, que pondrían ponerse de manifiesto en el mercado español a finales del mismo".

En este marco, la compaña tiene unas previsiones de contratación durante este año algo superiores a las de 2010, y apreciablemente mayor que las ventas del ejercicio, con lo que se continuará reforzando la cartera de pedidos". De la misma forma, el margen EBIT es del 10,5 por ciento, es decir, el resultado para 2011 sería "inferior en menos de un punto porcentual al máximo alcanzado por Indra en 2009".

Respecto a 2010, Indra adelanta que sus ventas ascenderán a 2.557 millones de euros, lo que representa un dos por ciento más que el año anterior, en línea con las previsiones. Las ventas internacionales alcanzarán un 40 por ciento del total, creciendo al 10 por ciento. En el mercado nacional, las ventas se han reducido un tres por ciento.

Cartera de pedidos

Indra registró un alza del siete por ciento de su cartera de pedidos, hasta los 2.880 millones de euros, con lo que superó en 2010 con creces las metas iniciales de crecimiento del cinc por ciento. La contratación internacional supone el 44 por ciento, tras subir en el pasado ejercicio un 22 por ciento.

El margen EBIT recurrente (antes de gastos extraordinarios) se ha situado en un 11,2 por ciento, frente al objetivo del 11,4 por ciento.

La compañía ha cerrado 2010 con un beneficio atribuible de 189 millones de euros, frente a los 195,6 millones del ejercicio precedente.

En su nota a la CNMV, la empresa reconoce que el cumplimiento de estas previsiones se ha producido "en unas condiciones de mercado de especial dificultad, con fuerte presión de los precios y contención por parte de los clientes de los proyectos de inversión y, en particular, de desarrollo de soluciones mostrando una mayor preferencia por la externalización de servicios y procesos".

En el conjunto del ejercicio 2010, los costes extraordinarios de la compañía alcanzaron los 33 millones de euros.

- Publicidad -

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Todos los canales

Últimos artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies