La compañía ha concretado las consecuencias que tendrá la decisión del cese de producción del ‘superjumbo’ en 2021. Podrían verse salpicados hasta 3.500 trabajadores.

Airbus anunció hace unas semanas la finalización de la producción del A380. Esta decisión, entre otros, afectará a España, lugar de fabricación de varios componentes del avión. Entre 400 y 500 puestos de trabajo en nuestro país se verán salpicados según ha confirmado la dirección de la compañía este martes tras la reunión con el comité europeo (SE-WC).

A nivel europeo, el fin de las entregas afectará a entre 3.000 y 3.500 puestos de trabajo, que representa alrededor del 3% de la plantilla global, a lo largo de los próximos tres años . 1.300 de ellos corresponden a operarios y 2.100 a puestos de personal en oficina. Esta medida tendrá repercusión también en paises como Reino Unido (500-600), Alemania (1.100 y 1.200) y Francia (1.100 y 1.200).

En España, entre Illescas (Toledo), Puerto Real (Cádiz) y Getafe (Madrid) se construye la carena ventral, el estabilizador horizontal, el timón vertical, las costillas del ala y el fuselaje posterior en fibra de carbono. Tanto UGT como CCOO han reclaman el cumplimiento del convenio colectivo y la negociación de un plan industrial global.

Los representantes de los trabajadores confían en que se abra una etapa de negociación en la que se garanticen los puestos de trabajo que actualmente están involucrados, que requiere la coordinación de 16 plantas de Airbus ubicadas en Alemania, Francia, Reino Unido y España.

Airbus cuenta con 17 aviones del A380 aún pendientes de entrega, a lo que se suma el apoyo técnico que ha de proporcionarse a los operadores que cuenta con este tipo de avión en sus flotas.

Durante la reunión de este martes, Airbus ha presentado a los interlocutores sociales su hoja de ruta para el programa A380, que incluye “una transición gradual de la producción en serie y el soporte en servicios durante los próximos años.

“El actual aumento de la producción de aviones de pasillo único y el importante volumen de pedidos de aviones de cabina ancha ofrecen un buen número de oportunidades de movilidad interna”, ha asegurado el consorcio aeronáutico europeo en un comunicado.

El grupo confía en que los nuevos pedidos de Emirates para otros modelos (40 aviones A330-900 y 30 aviones A350-900) y el aumento de la producción del programa A320 puedan facilitar las oportunidades de recolocación del personal. El peso de la producción del A380 se ha ido reduciendo durante los últimos años, mientras que han ido ganando importancia otros proyectos como el A320 o el A350.

Deja un comentario