8.8 C
Madrid
octubre, lunes 25, 2021

El día que los controladores le dijeron que «el cielo ya no debe esperar», Sra.Pastor

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

USCA RPCésar Cabo decía el pasado 25 de octubre en rueda de prensa que "existe una oportunidad para mejorar…". Junto a David Guillamón, Secretario de Comunicación de USCA, y la responsable del sindicato en Santiago, Susana Romero, se desnudaban una vez más ante la prensa, como en el video que adjuntamos se puede comprobar. Pero dada la condición médica de la Ministra de Fomento, efectivamente, tras la crisis vivida con/contra este colectivo, existe además, una oportunidad científica, y una obligación deontológica de la propia ministra "galena" por comprobar cómo ha somatizado este colectivo el conflicto.

La Ministra, entre otras miles de ocupaciones, herencias recibidas, ha de añadir una preocupación humana, y médica, por el resultado de una experiencia psico-somática, derivada del "Experimento Blanco", vamos a llamarlo así.
Pastor deberá ya a estas alturas ser consciente de lo que los profesionales le han estado indicando (pilotos, víctimas, controladores, etc…) en esta travesía de casi un año en la gestión ministerial. Por esto nuestro titular. Ya, la dilación comienza a acercarse rayanamente (no de Ryanair, que tambien, sino de rayana-cercana-) a una cierta complacencia negligente del status quo que profesionales y/o usuarios denuncian allá donde pueden hacerlo.
La Sra.Pastor debería seguir los síntomas que se le apuntan. Pero la decisión del remedio, la prescripción curativa (no sólo mediaticamente paliativa como algunos pretenden en su Ministerio) es su estricta responsabilidad.

Susana Romero ACC SantiagoExiste un temor generalizado al alarmismo social, cuando se abordan los temas aeronáuticos, y especificamente cuando se pronuncia la palabra tabú en nuestro país "seguridad". Si miramos a nuestro alrededor veremos que lo que de hecho produce verdadera alarma social son los tabús y la falta de transparencia sobre la información "real". Aquí nuestra mirada debería dirigirse a cómo se hace, por ejemplo, por parte de la NTSB o la FAA. Las notificaciones de incidentes y/o accidentes aparecen en tiempo real practicamente cuando se producen. Esta es la cultura de notificar para evitar. De divulgar para minimizar las réplicas de las fallas latentes constatadas. En estos países no se especula. Aunque logicamente se relatan sólo los hechos factuales. Esto tranquiliza a la opinión pública, consciente y educada en la cultura de que el 100% de seguridad no existe en ningún modo de transporte, pero alguien vela continuamente por su seguridad cuando vuela. Esto es lo que mitiga la posible o humana alarma social.

Los controladores que comparecían el pasado 25 de octubre en rueda de prensa, como pueden comprobar por el video que adjuntamos, no esconden la realidad, con el único ánimo de mejorarla. La batalla es por la mejora de la seguridad operativa, y no por la destrucción de los elementos humanos que intervienen en su supervisión per sé. Los controladores Guillamón, Romero o Cabo, se dirijen a la última instancia que tras el gesto en su Congreso Sra.Pastor, aún les alberga un hilo de esperanza sobre la posibilidad de cambio del rumbo que perciben. El rumbo lo perciben con datos en la mano. Si insisten en las 47 cuasicolisiones, y que a día de hoy "en realidad esto no ha mejorado…", lo hacen por la responsabilidad de la que son capaces. Si este hecho factual, a pesar de la presión que han soportado, y que ahora reconocen ha cesado en cierta medida, le indican que gracias a que el tráfico aéreo-por desgracia- ha caído, disminuyendo la presión sobre la operativa diaria, es para indicarle que hay que aprovechar esta coyuntura económica, para rectificar el rumbo, que consideran sigue siendo erróneo. El rumbo indican estos profesionales, tiende a la catástrofe…, de seguir así. La detallan que las 1.670 horas laudales de actividad, no llegan a cubrir, y menos aún si repunta el tráfico aéreo, lo que el sistema necesitará en un futuro, esperemos próximo. Y, además, sentencian cuando afirman: "Si el tráfico se recupera, este colectivo no aguantará otro 2010".

Aquí debería intervenir la condición de médico de la Sra.Ministra precisamente. Este efecto placebo se manifiesta cuando indican "El hecho de que la Ministra sea médico nos da un rayo de esperanza…", Piénselo, ya se están curando, sólo con ese efecto. ¿Cómo no va a ser capaz de mejorar el estado del paciente si decide pasar del efecto psicológico, al físico, y tras escuchar al paciente, actuar, teniendo en cuenta sus percepciones. Sus síntomas técnicos?

Hay otros remedios que subyacen en el discurso de sus ATCs. Una cierta claridad en la mejora del enfermo se atisba cuando se objetivan hechos del pasado. O ¿no es esto lo que sucede cuando los Tribunales comienzan a apuntar la responsabilidad del cierre del espacio aéreo del 3 de diciembre en la dirección de sus ATS aeronáuticos?, los que aún le asesoran sobre estas cuestiones. La prescripción depende exclusivamente, y es exclusiva responsabilidad del médico prescriptor. Si sus "ATS" no están siguiendo lo que Vd. prescribe, y en algunos casos faranbulean con otros síntomas de la enfermedad que aqueja a la Navegación Aérea en este caso. Cambie de ATS. Esto tambien ha de enfocarse como una oportunidad, dentro del caos que intenta reconducir.

El Ministro Blanco, hizo un experimento socio-laboral con este colectivo (no exageraremos hablando de similitudes históricas). La somatización de los efectos del experimento ha sido tremenda. Escuche atentamente las palabras, el tono, y el lenguaje gestual de los controladores en el video. El experimento no sólo no mejoró las cosas, sino que empeoró profundamente el equilibrio de todo un colectivo que tiene sobre sus espaldas una responsabilidad acorde con su perfil, e incluso con la selección para el acceso a su profesión, como demuestra su aguante. Pero ahora, le dicen muy en serio, que "el cielo ya no debe esperar…"

Sra.Ministra, cuando un enfermo le dice, me duele aquí, allá o acullá, despues de un tiempo bastante considerable (casi tres años), no parece prudente pensar que el paciente se lo está inventando con la espectativa de que cuele. Vd. conocerá la diferencia entre el "me duele aquí" o el "parece que me duele aquí". Ha tenido tiempo y ha hecho gestos de acercamiento-como su presencia en este 24 Congreso de USCA, como si fuera una simple aspirina el efecto de su presencia, como para saber si la enfermedad es real o figurada. Precisamente el componente somático ("Convertir un trastorno psíquico en alteraciones orgánicas o funcionales"…) es el que le brinda una oportunidad como la que le indicaban en esta rueda de prensa en relación a estudiar el caso, desde el punto de vista médico, de los controladores españoles. Así llegan a decir: "Un estudio sobre la afectación psico-somática a los controladores, promovidos por la propia Ministra…". Esto sí que es una oportunidad de demostrar que se cree en la trascendencia del factor humano en aviación como riesgo, para Vd. Pero además, con esta misma filosofía se podría profundizar por fin en España, como si fuéramos un país de nuestro entorno, en futuros estudios científicos sobre FF.HH. en aviación, mejorando la enfermedad que aqueja a todo el sistema.

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Todos los canales

Últimos artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies