21.8 C
Madrid
mayo, sábado 15, 2021

La carrera de las compañías aéreas por introducirse en el mercado asiático

Nuestros monogáficos

- Publicidad -spot_img

El rápido crecimiento económico, el aumento de la riqueza y el incremento de la liberalización están dando lugar a una oleada de nuevos proyectos de líneas aéreas en la región Asia. Compañías aéreas como la australiana Qantas comienzan a realizar movimientos cada vez con mayor firmeza en el mercado asiático.

El martes, la aerolínea australiana Qantas Airways anunciaba sus planes de combinar sus operaciones con la creación de dos nuevas líneas aéreas destinadas al mercado asiático, lo que subraya la amplia transformación que el sector de las aerolíneas de Asia está experimentando.


El desarrollo económico de las clases medias en países como China e India, los cambios normativos y la reciente construcción de una gran cantidad de aeropuertos en territorio asiático han impulsado planes para nuevas compañías y las órdenes de aviones se han visto fuertemente incrementadas en los últimos meses.

Según declaraba Alan Joyce, director ejecutivo de Qantas, en el acto en el que exponía su nueva estrategia internacional, las fluctuaciones de “los mercados en las próximas semanas y meses” no afectarán al papel de Asia como economía global. “Es la más importante del mundo, de más rápido crecimiento y más rentable para el mercado de la aviación. Tiene un potencial masivo sin explotar”.


La respuesta de Qantas al cambiante panorama econócimo es la creación de dos empresas en la región en los próximos años, añadiendo su actual aerolínea de bajo coste, Jetstar.
En Japón, Qantas se ha asociado con Japan Airlines y el conglomerado Mitsubishi para formar Jetstar Japan, una compañía low cost que espera comenzar a volar en Japón a finales del próximo año. Más tarde, comenzará a ofrecer el servicio internacional de corta distancia para conectar ciudades de Asia.

Por otra parte, Qantas planea crear una compañía de bandera que tendrá su sede en Asia y operará con un nombre y marca nuevos, aunque aún no se ha especificado la fecha de su introducción.

Estos planes forman parte de una importante reforma de las operaciones internacionales de Qantas, focalizada en su crecimiento en Asia. El cambio de imagen también incluye estrategias para una actualización de su flota principal – Qantas anunció que comprará hasta 110 nuevos aviones Airbus A320 – así como la intención de volar a Santiago de Chile, y reducir los servicios a Londres.

En contraste con los negocios de Qantas en Australia, donde la compañía concentra una cuota del 65% del mercado, las operaciones internacionales le han supuesto una constante lucha marcada por los costos relativamente altos y la intensificación de la competencia de los competidores asiáticos y de Oriente Medio.

El anuncio de la compañía el martes puso de relieve una tendencia regional más amplia: el incremento de las operaciones aéreas asiáticas y la carrera por las compañías en la región de Asia-Pacífico hacen frente al rápido crecimiento que los ejecutivos de la industria y analistas contemplan aún con posibilidades de un mayor avance.



Según Víctor Chu, presidente del Primer Grupo de Inversión del Este, la demanda de servicios de transporte aéreo en Asia está pasando por un "salto cuántico". El grupo de inversión del señor Chu, de capital privado y con sede en Hong Kong, ha creado una aerolínea de bajo coste en Japón, Peach. Esta compañía comenzará sus operaciones en marzo y estará participada en un 39% por All Nippon Airways.

El aumento de los niveles de afluencia en países como India y China durante la última década ha dado lugar a un fenómeno que ha catapultado a varias aerolíneas asiáticas a la liga de las compañías aéreas más activas del mundo.

La compañía estadounidense Delta Air Lines continúa siendo el mayor operador en el mundo, pero las compañías China Southern y China Eastern, por ejemplo, están ahora entre los 10 mejores operadores en términos de pasajeros transportados, a pesar de ser poco conocidos fuera de la región.

Cathay Pacific, con sede en Hong Kong, y Korean Air Lines son los proveedores de carga aérea más importantes del mundo. Hong Kong se ha convertido en el centro de mayor actividad de carga en el mundo, y el aumento del tráfico en el aeropuerto de la ciudad ha generado pedidos para los que será necesario construir una tercera pista.



Por otra parte, la región de Asia-Pacífico es la más rentable en el sector del transporte aéreo. La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) estima que en junio las líneas aéreas de Asia-Pacífico podrían haber obtenido ganancias cercanas a los 2.1 mil millones de dólares este año, poco más de la mitad del total, que asciende a 4 mil millones. Los beneficios de las compañías norteamericanas "podrían ascender a los 1.2 mil millones de dolares”, según proyecciones de IATA, y las aerolíneas europeas obtendrían tan sólo 100 millones de dólares este año.

"Hay cientos de millones de personas ahí fuera que nunca han sido capaces de viajar antes", dijo Chu. "De repente, muchos de estos pueden costearse el viaje, mientras que las restricciones para viajar han comenzado a ceder." Esto supone un mercado muy goloso para explotar por las compañías occidentales que ya tienen experiencia en este tipo de comercio.



Muchas líneas aéreas ya han actuado


Además de invertir en Peach, All Nippon Airways ha creado una empresa conjunta con AirAsia, una compañía de rápido crecimiento con sede en Malasia, para formar una compañía de bajo coste que enlazará Japón con el noreste de Japón a partir de agosto del año siguiente.

Singapore Airlines, una compañía de gran peso en el mercado asiático, anunció en mayo sus planes para iniciar una compañía de bajo coste que volará rutas de medio y largo recorrido.

Y en junio, AirAsia e IndiGo, una aerolínea de bajo costo india, ha anunciado dos de las órdenes de aviones más grande en la historia de la aviación, poniendo de relieve la confianza de las aerolíneas de Asia en que la demanda de servicios hacia y desde Asia, y dentro de la vasta región, seguirá creciendo.



Con los planes anunciados el martes, Qantas "finalmente propone cambios irreversibles en el panorama competitivo", escribió en un comentario el Centro de Aviación de Asia-Pacífico, una firma consultora con sede en Sydney. El principal riesgo según el centro se encuentra en la ejecución del plan y la probable oposición, particularmente, de los sindicatos.

De hecho, el martes el Consejo Australiano de Sindicatos rápidamente calificó los planes de Qantas para mejorar su presencia en Asia y el recorte de 1.000 puestos de trabajo en Australia como un "ultraje" que "plantea dudas acerca de si puede seguir presentándose como una aerolínea australiana."



Los analistas dicen que no creen que los proyectos y pedidos de aviones surgidos de la creciente demanda en Asia estén en peligro de crear un exceso de capacidad.
Para Kunal Sinha, consultora de Frost & Sullivan, un grupo consultor con sede en Singapur, “la proporción de personas en la región que viajan sigue siendo baja en comparación con Estados Unidos y Europa, es decir, Asia todavía tiene mucho espacio para crecer. En China tan sólo vuelan alrededor de un 3 o 4% de la gente, en comparación con el 15% en los Estados Unidos”.

Por otra parte, el crecimiento de las compañías de bajo coste como AirAsia, que ha pasado de ser un equipo casi desconocido en posesión de dos aviones en 2001 a un actor regional que por el que ya han pasado más de 120 millones de pasajeros, ha ayudado a atraer a los asiáticos cada vez más al sector del transporte aéreo.
"Hasta hace unos años, la mayor parte de los viajeros de Asia eran hombres/mujeres de negocios”, dijo Sinha. "Ahora hay muchos más turistas".


A menos que la economía mundial recaiga en otra crisis importante, parece ser poco probable que la cadena actual de los planes de expansión y los pedidos de aviones conduzcan a un exceso de capacidad de servicios de transporte aéreo en el futuro.

En algunos países, como India, el principal problema serán las carencias de infraestructuras: muy pocos aeropuertos, además de muy pocos viajeros.
Para Qantas y otros, por su parte, ha comenzado el juego. “Tenemos que actuar ahora, porque nuestros competidores están aprovechando las oportunidades", dijo Joyce, el jefe de Qantas, el martes. "Probablemente haya sólo una pequeña ventana para conseguir el liderazgo en el mercado aéreo. Nosotros queremos crecer con Asia".
Fuente: http://www.nytimes.com/2011/08/17/business/global/airlines-race-for-slice-of-burgeoning-asia-market.html?pagewanted=1&_r=1&ref=travel

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

Todos los canales

Últimos artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies