Se firma III Convenio de helicópteros sin el visto bueno del sindicato mayoritario

Gabinete de prensa SLTA

1

Madrid, SP.–  Con el oscurantismo que suele ser habitual en este sector y tras 5 años de “negociaciones”, la pasada semana tuvimos la noticia de la firma por parte de AECA, CCOO, CGT, UGT y SEPLA del III Convenio de helicópteros para su mantenimiento y reparación, en el cual se engloban también los aviones de Trabajos Aéreos.

Aunque algunos de los firmantes no han tardado en apuntarse la medalla, anunciando unas supuestas subidas salariales y mejoras laborales, la realidad de los datos parece ser bien distinta, dado que al igual que sucedió en el anterior convenio conocido como “de la vendida”, siguen sin establecerse unos mínimos dignos para unos trabajadores hastiados del maltrato laboral que sufren por parte de las empresas. 

De nuevo, unas condiciones laborales pésimas.

Se continua estableciendo un máximo de 2000 horas de trabajo anuales, las cuales están muy por encima de lo establecido en el estatuto de los trabajadores y para colmo, se siguen sin computar las horas de formación y de traslados a efectos de jornada laboral, por lo que no suman para el citado tope. Sin embargo, existen numerosas sentencias que establecen que las horas de formación deben computarse como horas de trabajo a efectos de la jornada laboral. Por tanto, no hubiera sido demasiado difícil para los negociadores solicitar dicha cuestión, simplemente había que exigir que se cumpliese con la legalidad al respecto.

En cuanto a la subrogación, por desgracia ni está en el convenio ni se la espera. Una medida que proporcionaría una estabilidad más que necesaria a la vida de los trabajadores, que a día de hoy siguen sufriendo lo indecible para poder tener una vida “medio normal”, en la que no tener que sudar tinta para cosas tan mundanas como por ejemplo poder pagar una hipoteca, entre otras muchas cuestiones, dado que los planes que pueden hacer son de 1, 2 o -con suerte- a 4 años vista, según lo que duren los concursos. El derecho a la subrogación se ha establecido sin mayor problema para otros profesionales de emergencias como conductores de ambulancia, sanitarios, diverso personal forestal, etc; pero es negado sistemáticamente para los que dependen directamente de las empresas aeronáuticas. 

En cuanto a los salarios establecidos en las tablas se fija, una vez descontados los impuestos, un sueldo mensual para comandantes de alrededor de 1950 euros al mes, por los 1250 para un TMA, o los 950 fijados para los copilotos…; cifra esta última que roza con lo establecido en el salario mínimo interprofesional.

La falacia tantas veces escuchada de que “no hay dinero” para mejorar las condiciones y salarios de los trabajadores, se desmonta rápidamente en el momento en el que diversas compañías se presentan a los concursos con bajadas de hasta el 25% sobre el precio ofertado por la administración. ¿Cómo puede ser esto posible si los números no dan? La respuesta es sencilla, los números si dan porque nuestras condiciones laborales son paupérrimas, y son paupérrimas por que existe un convenio del sector, firmado por gente que dice supuestamente representar nuestros intereses, que permite que lo sean.

A todo esto se suma la situación actual tan volátil del mercado con distintas guerras empresariales abiertas, en la que un convenio de sector fuerte, a parte de aportar estabilidad y tranquilidad a los trabajadores mediante unas condiciones laborales dignas, impediría de un plumazo estas bajadas temerarias en los concursos. Por tanto, surgen las preguntas: ¿por qué los sindicalistas firmantes no hacen un convenio que deje a los profesionales al margen de las luchas entre empresas?, ¿por qué se ha rechazado la ayuda de SLTA para lograrlo?

Objetivo: dejar a SLTA fuera de la negociación.

Por parte de SLTA se llevaba desde el año 2016 solicitando la inclusión en la Mesa Negociadora del Convenio, recibiendo tanto por parte de AECA como de los demás sindicatos siempre la negativa por respuesta. El argumento esgrimido para impedir la entrada es que a fecha del comienzo de la negociación “SLTA no estaba constituido como sindicato” y que una vez constituida la mesa negociadora “ya no se puede variar”, afirmación que es rotundamente falsa. Desde la dirección de algunas empresas se filtró que “por su parte no había problema para modificar la mesa negociadora, pero que eran los otros sindicatos los que no querían que SLTA estuviera presente”. 

Ante las constantes negativas para incorporar a SLTA a la Mesa y dada la gravedad de la situación, el pasado mes de octubre se produjo una reunión de SLTA con el director general de trabajo en Madrid que precipitó la firma del convenio. Tras explicarle la problemática de la situación y conocer los firmantes la intención del SLTA de impugnar el proceso, el resto de Sindicatos se apresuraron a firmar un convenio de mínimos, antes que comenzar una nueva negociación en la que SLTA estuviera presente.

No se entiende (o sí) esta obsesión por dejar fuera al sindicato mayoritario del Sector cuando la realidad de los datos es contundente y así se desprende los datos del Registro del Ministerio de Trabajo, que certifican que SLTA tiene más delegados que todos los demás sindicatos juntos, por lo que más del 50% de los trabajadores se han quedado sin voz ni voto en la redacción de este convenio.

Gabinete de prensa SLTA 

1 Comentario

  1. Buenos días,
    ¿Alguien me puede proporcionar un enlace para comprobar que el III Convenio colectivo para el sector del transporte y trabajos aéreos con helicópteros y su mantenimiento y reparación está publicado? En todas las búsquedas que he intentado no me proporciona ningún documento, salvo el ya conocido II Convenio?

Deja un comentario