13.2 C
Madrid
octubre, viernes 22, 2021

«Inicios de la aeronáutica española» de RNE cuestiona tópicos de la Ley de la Memoria Histórica

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Madrid, SP, 7 de febrero de 2016.- Un magnífico programa de Radio Nacional de España emitido en la tarde de ayer sábado, sirve de motivo de reflexión sobre tópicos que se estarían erroneamente aplicando a la Ley de la Memoria Histórica en España, de tal manera que algunos «indocumentados» pretenden reinterpretar los orígenes de la aeronáutica en nuestro país, sin tener en cuenta que resulta historicamente imposible y además es un error historiográfico imperdonable, asociar determinadas posiciones políticas en determinados momentos históricos, sin hacer mención de personas sin las cuales sería incomprensible el hilo del desarrollo científico-aeronáutico. Un ejemplo es el de la relación que mantuvieron Emilio Herrera y Juan de la Cierva. Sin el Túnel Aerodinámico de Cuatro Vientos obra de Herrera, muy probablemente no hubiera sido viable el desarrollo del autogiro, o se hubiera retrasado quizás, o lo hubiera hecho imposible…

Herrera acabó siendo Presidente del Gobierno de la República en el exilio. De la Cierva, apoyó la sublevación de Franco, y colaboró en el inicios de la contienda, con el bando nacional. Aunque parezca inaudito, pero no lo es si releemos la biografía de Herrera, ambos, De la Cierva y Herrera coincidían en sus principios monárquicos, y tambien en su credo religioso católico. Toda España afortunadamente está plagada de rememoraciones de Juan de la Cierva Codorniú, incluyendo nombres de Institutos Públicos, puesto que sería absolutamente imperdonable no rememorar al inventor del autogiro. Parece lógico.

Aquí tenemos un ejemplo de lo que la historiografía «oficial» ha conseguido distorsionar en gran medida. Herrera, que había sido nombrado Gentilhombre de Su Majestad (Alfonso XIII) por ser el primero junto con Ortiz Echagüe en cruzar el Estrecho de Gibraltar en avión, una vez se había exiliado el monarca tras el triunfo de la República, viajó a París para recibir el consejo del Rey sobre su situación ante el advenimiento de la República. Herrera, se dice en su biografía, siguiendo el consejo del Rey, regresó a España, a la espera de que si algún día la Monarquía regresaba a nuestro país, Alfonso XIII contaba con Herrera para servir a España. Mientras tanto, el rey consideró que el militar Herrera, debía seguir sirviendo a su país bajo la República incluso. Herrera es muy poco recordado sin embargo en nuestro

Pese a los intentos claramente epistolados de Kindelán, posicionado claramente del lado nacional durante la Guerra Civil, y amigo personal y compañero de promoción de Herrera en Guadalajara, Herrera declinó volver a España bajo el Régimen de Franco puesto que no estaba dispuesto a «reconocer» el Régimen que había hecho que uno de sus hijos muriera durante la contienda…

De la Cierva murió en accidente aéreo, con muy pocos días de diferencia con Leonardo Torres Quevedo en diciembre del año 1936. Tambien en la Embajada de Noruega en Madrid, fallecería Pedro Vives Vich, Fundador de la Aviación en España, y su primer Jefe, no llegaría a ver el final de la Guerra.

Hace unos meses, en Azuqueca de Henares (Guadalajara) algún o algunos indocumentados realizaban pintadas vejatorias sobre D.Pedro Vives, el anciano fundador de la Aviación en España, que tuvo que refugiarse en una embajada ante la sospecha de que podía ser ajusticiado, pese a sus planteamientos nada políticos sobre la aviación, y su relación con el catalanista Compayns, y la proposición de presidir el Parlamento de Cataluña, por ejemplo, que declinó. Casualmente el actual Alcalde de la localidad de Azuqueca de Henares donde aparecían esas pintadas este Verano, tiene familiares vínculos, es primo, de uno de los profesores de la Universidad de Alcalá de Henares, de apellido Vadillo, que hace no muchas fechas escribía un artículo en el diario El Mundo, alusivo a la Memoria Histórica junto con el tambien profesor de Informática y Turismo de la Universidad de Málaga, Sergio Gálvez. En dicho artículo estos Sres. insultaban directamente la inteligencia del que tiene un mínimo conocimiento de la historia de la aeronáutica en España los aviadores Iglesias Brage y Zorita (medallas aéreas ambos). Ni Iglesias pudo bombardear Málaga, como se señala en ese «panfleto» editorial, ni Zorita lo pudo hacer sobre Gernica.

Cuando el bombardeo de Guernica en 1937, Zorita era un simple soldado raso del Ejército de Tierra, ni tan siquiera piloto, en el Regimiento de Burgos en Infantería. Que por cierto es donde el 17 de julio de 1936 se había producido el primer punto de ignición del Alzamiento de los nacionales. Esto ha sido olvidado por la historia tambien. Además hay otra cuestión de fondo, que historicamente chirría aún más en este caso. El Comandante Zorita fue el primer español en romper la barrera del sonido, por ejemplo, y murió en un vuelo de pruebas al pilotar un avión que fue el único que se «atrevió» a pilotar. Ningún piloto español participó en el bombardeo de Gernica. Cierto es que Zorita participó con la Escuadrilla Azul española en el bando nazi, en acciones de guerra en Rusia. Pero la calle le fue dedicada por el hito que supuso el ser primero en romper la barrera del sonido y en sacrificarse en un vuelo de pruebas.

Ni la responsable de la Memoria Histórica en el Ayuntamiento de Madrid, Mirta Nuñez, ni el propio Ayuntamiento se han molestado en rectificar las falsedades de Vadillo y Galvez en el citado artículo.

En el caso de Iglesias Brage, estos dos profesores universitarios (es facilmente comprensible con estos mimbres el nivel que ocupan en el ranking universitario mundial nuestras instituciones), tampoco pudo bombardear Málaga entre el 7/8 de febrero de 1937, ya que en esa fecha se encontraba a 1000 kilómetros de distancia en El Ferrol como Jefe de Tranvías y hasta el 6 de febrero de 1938 no fue destinado a Málaga. Uno concejal del PP en el Ayuntamiento de Madrid que se opone a la «argumentación» de Vadillo y Gálvez, Pedro Corral indica que además de encontrarse a esa distancia el día del bombardeo, la calle «Francisco Iglesias» no se referiría al aviador, sino a un empresario de nombre Francisco Iglesias Angelina. Celia Mayer, Concejala de Cultura del Ayuntamiento de Madrid, basándose en la discutida Cátedra de la Memoria Histórica de la Complutense ha errado en el destino con esta aplicación histérica de la Memoria. Esta es la misma concejala de «cultura» que sería responsable del grupo carnavalesco que hizo supuestamente apología del terrorismo el pasado viernes ante niños en Madrid. ¿Qué pensaría de esto D.Emilio Herrera por ejemplo me pregunto?

Pero en el caso de la calle Francisco Iglesias, ésta calle fue bautizada con ese nombre en 1929, según el profesor Riesgo. Iglesias era un ingeniero aeronáutico y militar, más bien progresista, amigo de Lorca, Salinas, Cernuda, Morla, Marañón, Pérez de Ayala, Ortega y Gasset, Pablo Neruda, Miguel Hernández... A la izquierda reproducimos el poema de Federico García Lorca dedicado al aviador del Jesús del Gran Poder. Fue además Jefe de una delegación por la paz entre Colombia y Perú entre 1933/34. En la Guerra de Marruecos se había dedicado a realizar el mapa de aquel lugar. Y en la Guerra Civil se habría decantado por el bando nacional por la denominada por algunos «lealtad geográfica» ya que la asonada le pilló en El Ferrol. Incluso algunas versiones señalan que le «dieron a elegir» con una pistola en la sien. La campaña que hizo fue en el Norte con un Breguet XIX lo que hace imposible que bombardeara Málaga, que es de lo que le acusan estos «historiadores» confundidos. Iglesias estaba en un puesto administrativo en León cuando las tropas del General Borbón y el CTV italiano tomaban Málaga y se produjo el ametrallamiento de civiles que huían a Almería. Además el profesor Riesgo señala que no fue ascendido por Franco precisamente, a pesar de tener la medalla aérea, la travesía del Atlántico Sur con el Jesús del Gran Poder en 1929 y la de los Andes, como enormes e internacionales méritos en principio. Tras toda una serie de recursos y peticiones se le ascendió a coronel, terminó enfrentado a Carrero Blanco y gracias a algunos amigos trabajó como ingeniero en Iberia…

Con esto simplemente señalar que además del error de base de «represaliar» historicamente a verdaderos héroes de nuestra aviación, héroes objetivos desde el punto de vista científico-aeronáutico, cometer semejantes errores dice mucho de la intencionalidad vengativa evidentemente de quienes promueven de esta manera la aplicación de la Ley de la Memoria Histórica. A esto ha contribuído la falta de criterio tambien del propio Museo del Aire, quitando paneles explicativos sobre por ejemplo la hazaña del Jesús del Gran Poder en 1928 que reproducimos a continuación. Esta vergonzosa censura en el Museo que debería resaltar hitos de la historia aeronáutica española resulta muy significativa de las mentalidades que nos rodean. Algo parecido sucedía ante una visita del Rey hace años, donde algún poco documentado mando, ordenó retirar todo lo relacionado con Emiliio Herrera por su supuesto republicanismo, obviando que era un Gentilhombre de su Majestad, y que él mismo se declaraba monárquico…

En este orden de cosas, convendría quizás hacer que predomine la equidad. Por ejemplo quitando todo aquello que relacione las represalias aún no estudiadas suficentemente y limpiezas que se hicieron dentro del bando republicano de anarquistas tras la irrupción de los «asesores» rusos durante la contienda. Quizás así nos daríamos cuenta de lo espeluznante de una contienda de estas características, y dejáramos que los legados científicos-aeronáuticos dormir el sueño del paso del tiempo.

Como decíamos al principio el magnífico programa de RNE lo es fundamentalmente porque sabe discernir lo que es historia, ciencia y tecnología, y los personajes que protagonizaron su desarrollo en nuestro país, independientemente del sesgo ideológico de éstos. Herrera, Torres Quevedo o De la Cierva, quizás no coincidieran politicamente, pero en su empeño científico para el desarrollo aeronáutico en nuestro país estaban evidentemente de acuerdo. Esto es lo que la Memoria Tecnológica de nuestro país en estos y en cualquier otro caso debe perdurar y sobreponerse al paso del tiempo. Lo demás casi diremos que entra dentro de la privacidad de estos personajes, de todos ellos, pero a la Sociedad realmente ¿qué es lo que le interesa?. Por otro lado con falsedades históricas o con imprecisiones, está claro que en lugar de reparar algún daño (daños los hubo en todos los lados evidentemente, eso es la Guerra) lo que se hace es acrecentar el inmenso daño de la incultura en nuestra Sociedad. Y eso, eso sí que resulta tan peligroso como lo que se pretende denunciar con esta Ley Mordaza de la Verdad.

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Todos los canales

Últimos artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies