Roland Garros, el pionero de la aviación que dio nombre al Abierto francés

0

Roland GarrósRoland Garros, el Abierto de Francia que celebra este año su edición 111, debe su nombre al pionero de la aviación que en 1913 logró convertirse en el primer hombre en atravesar el Mediterráneo a bordo de un aeroplano, además de ser aficionado del tenis.

El piloto salió de Fréjus, en la Costa Azul francesa, y tardó siete horas y 53 minutos en llegar hasta Bizerta, en Túnez, a bordo de su Morane-Saulnier, destino que alcanzó con un saldo de cinco litros de gasolina en el depósito y tras haber sufrido problemas en el motor a la altura de Córcega.

Más adelante, este teniente de la aviación francesa en la primera Guerra Mundial, y admirador del tenis, contribuyó a desarrollar el primer sistema para que los cazas pudieran disparar a través de las hélices y que consistía en revestir las palas con un blindaje metálico.

Muerto Monsieur Garros a los 29 años, se le dio su nombre al novísimo estadio -que originalmente contaba solo con cinco canchas, frente a las 20 actuales- inaugurado en 1928 para que los mosqueteros Borotra, Brugnon, Cochet y Lacoste defendieran su título de Copa Davis, logrado un año antes.

Lo hicieron y prolongaron su dominio del tenis de representación nacional hasta 1933.

La pista central del complejo de Roland Garros, la que había visto triunfar a tenistas como Rod Laver, Bjorn Borg, Mats Wilander, Jim Currier, Thomas Muster o Andrea Agassi, pasó a llamarse Philippe Chatriere en 2001.

Se trató de un guiño de honor a un tenista que llegó a ser capitán francés de la Copa Davis en 1969 y que como directivo impulsó la popularización del deporte de la raqueta. Fue presidente de la Federación Francesa de Tenis durante dos décadas, y vicepresidente de la internacional durante catorce.

Bajo su mandato, el tenis regresó a los Juegos Olímpicos como deporte de exhibición (Los Ángeles '84) y como deporte olímpico (Seúl '88).

Philippe Chatrier (1926-2000) fue además periodista y fundador de la revista Tenis de Francia; se casó con Susan Partridge, campeona de Francia de tenis en 1953 de la que se divorció posteriormente, y con Claudine Cros, jugadora de golf.

Con su nombre presidiendo la pista más emblemática de Roland Garros, han levantado la Copa de los Mosqueteros en París Gustavo Kuerten, Albert Costa, Juan Carlos Ferrero, Gastón Gaudio, Rafael Nadal y Roger Federer.

El antiguo torneo de París vivirá este domingo su primera final entre Rafael Nadal y Novak Djokovic sobre la tierra de la pista Philippe Chatrier, un recinto con capacidad para 15,166 espectadores construido en 1928 que está a punto de modernizarse.

De ganar, Nadal podría lograr su séptimo título y convertirse en el tenista con más triunfos en Roland Garros de la historia; o Djokovic se llevará los cuatro grandes del Grand Slam de manera consecutiva. En la final del abierto de Roma, Nadal venció al Djokovic en un intenso juego.

El vencedor del partido a cinco sets se llevará además 1.5 millones de dólares, mientras que el segundo finalista tendrá que conformarse con 750,000 de los casi 23 millones de dólares que se reparten en todas las categorías.

Será el colofón a una competición en la que se han utilizado más de 62,000 pelotas de tenis durante las tres semanas en las que cerca de medio millón de personas han presenciado el torneo.

Se cual sea el nombre del ganador, será una de los últimos tenistas en proclamarse campeón en la pista Philippe Chatriere, al menos bajo su aspecto actual ya que, con vistas a 2017, la cancha se transformará y dispondrá de un techo retráctil, según el proyecto de modernización, y se ampliarán sus espacios en 8.5 hectáreas.

Deja un comentario