AENA se “pulió” 13 millones del contribuyente en el ILS de TF-N, que jamás estará operativo al 100%

0
La actual Secretaria General de Transportes, era directora de Navegación Aérea cuando se tomó la decisión de instalar el ILS en TF-N, y ahora jerarquicamente está por encima de la AESA que deberá aprobar los LVP en CAT II.

Santa Cruz de Tenerife, SP, 3 de octubre de 2013.- Una "pequeña" muestra de los despropósitos inversores en la red AENA, la tenemos a instancia de dos cuestiones que planteaba la diputada Ana Oramas de CC, sobre el coste y la puesta en funcionamiento del ILS CATII-III en Tenerife-Norte, tras la adquisición por AENA-NA en el año 2009. La cuestión que falta conocerse es ¿quién se hace responsable de la fallida toma de decisión? que penaliza al erario público con 13 milloncejos que pagamos todos los ciudadanos. Pues alguien con nombres y apellidos pondría su firma en la decisión de la adquisición de estos costosos equipos. Indudablemente se trata de un ingeniero, o varios aeronáuticos, con responsabilidades y sueldos en correspondencia a esas responsabilidades. Y por encima de ellos la actual Secretaria General de Transportes, y el Sr.Lema.

Lo absolutamente impresentable es que en CATIII el ILS-DME de Tenerife Norte instalado en la cabecera de la pista 30 del aeropuerto, estuvo funcionando como tal, es decir como CAT III, entre el día 12 de marzo de 2009 y 15 de abril de ese año. Es decir un mes.


Pero lo increíble de la respuesta a la diputada Oramas, es que tras detectarse en ese mes anomalías por parte de los usuarios, es decir de las tripulaciones, se degradó a CAT I, indicando el Gobierno que las anomalías no estaban asociadas al funcionamiento del equipo, sino a factores meteorológicos (el viento) y de procesado del piloto automático, derivado logicamente de esos factores meteorológicos. Claro, que esos factores, son perfectamente previsibles antes de realizar una inversión en unos equipos e infraestructuras para alojarlos de 13 millones de euros, que suponen en las antiguas pesetas más de 2.000 millones.


Detalle de la inversión realizada en el ILS-DME de TFN-Norte. Fuente: Gobierno de la Nación

Por lo tanto se descarta que la inversión realizada en el ILS-DME pueda operar en alguna ocasión en CAT III. Desde hace 4 años lo está haciendo en CAT I. Ante este despropósito se hizo una consulta al Colegio Oficial de Pilotos a la desesperada. Este llegó, según argumenta ahora AENA, a la conclusión de que una opción sería limitar la operación en Tenerife Norte a CAT II "con terminación manual". Debido a esto, es necesaria la renovación de parte del balizamiento que existía y la modificación del procedimiento de baja visibilidad (LVP) en dicho aeropuerto. La previsión de la finalización de estas actuaciones es en noviembre de 2013. Se encarga en su respuesta el Gobierno, que ejerce de portavoz de AENA de recalcar que la solución de COPAC se relaciona con el diseño de los proceimientos operativos y no con las prestaciones del equipo ILS, que inssiste "siguen dando la máxima categoría de actuación (categoría III) en las distintas calibraciones de vuelo". !Ojo al dato!. ¿Y para qué? nos preguntamos, si se reconoce explicitamente que jamás va a operarse en esa categoría.

Pero una cosa es la terminación de las actuaciones necesarias, y costosas, para al menos utilizarlo en CAT II, y otra cuestión es la puesta en operación. En esta cuestión deberá ser AESA la que apruebe los procedimientos LVP en esa categoría. Y cuando lo hará, es todo un misterio.

Deja un comentario