CTA-Vuelo vs CTA-Tierra

0

IBE EXpressQue existe una lucha intestina en el seno de CTA, es algo que ha resultado evidente durante todo el conflicto con la compañía del Grupo IAG británico, Iberia. Pero entre las "joyas" que nos van dejando los respectivos comunicados, no ha pasado desapercibido, tras la publicación en AD de las reticencias por parte de CTA-Tierra, al acuerdo que algunos sindicatos dieron al firmado en la sede de la Fundación SIMA, para mediar en el conflicto. Capitaneado por CC.OO. y UGT. La respuesta de CTA-Vuelo al comunicado de CTA-Tierra, no se ha hecho esperar. En él se les tacha de "supina ignorancia" o "deseo de confundir?…

COMUNICADO CTA-Vuelo

En relación con el comunicado de la Comisión Ejecutiva remitido a los afiliados de vuelo, desde el correo particular de un afiliado de tierra, CTA Vuelo desea haceros las siguientes aclaraciones:
1. Ignoramos cuándo se produjo la supuesta reunión de la Comisión Ejecutiva en la que se decidió emitir su comunicado ya que, incumpliendo los estatutos, no se convocó a los dos miembros de vuelo integrantes de la misma. Por tanto, no tenemos constancia de que la reunión tuviera lugar siquiera. No sería la primera vez que el Secretario General y el de Finanzas toman decisiones por su cuenta, que luego atribuyen a la Comisión Ejecutiva.
2. El comunicado contiene afirmaciones que solo pueden deberse a dos causas: un profundo desconocimiento del acuerdo del SIMA, o un deliberado propósito de faltar a la verdad para erosionar políticamente a la sección de vuelo. Lo primero sería preocupante, lo segundo, inclasificable.

En el acuerdo del SIMA no existe referencia alguna al mantenimiento de la paz social hasta el 31.1.2013, una pretensión de la dirección que fue rechazada por los sindicatos que lo suscribimos. Asimismo, quienes remiten el comunicado hacen gala de una supina ignorancia acerca de los mecanismos legales de representación de los trabajadores, a través de los distintos colegios electorales que existen en Iberia para los tres colectivos: tierra, TCP y pilotos. Los delegados de vuelo, como es obvio, solo pueden firmar acuerdos que afecten a los TCP.

Supina ignorancia, o deseo de confundir arteramente a los trabajadores.

3. Resulta descabellado que se critiquen aspectos tan positivos del acuerdo del SIMA como la necesidad de que cualquier herramienta que se precise para afrontar hipotéticos excedentes de plantilla tenga que ser necesariamente pactada con los representantes de los trabajadores. Quizá los compañeros de la Comisión Ejecutiva consideran que la aplicación pura y dura de la reforma laboral, tal y como planteaba la dirección antes del acuerdo, sería más beneficiosa para los trabajadores de Iberia. En cualquier caso, si tan positivo les parece el vigente ERE 72/01 ¿por qué no lo firmaron?

4. La pretensión de la actual Ejecutiva de inmiscuirse en los asuntos de las distintas secciones no es nueva. Sin embargo, CTA Vuelo ha evitado trasladar este debate al espacio público, ya que entendemos que debería ceñirse al ámbito interno del sindicato. No es éste el mejor momento para airear discrepancias internas. Sin embargo, una vez que la Comisión Ejecutiva ha dado el lamentable paso de vilipendiar públicamente a la Sección de Vuelo, apoyándose en falsedades, no podemos permanecer en silencio. El Secretario General y el de Finanzas ya intentaron, en la Asamblea General de 2011, cambiar los Estatutos de CTA para atribuir a la Comisión Ejecutiva las máximas prerrogativas, en detrimento de la vigente autonomía de las secciones sindicales. Su intento de destruir el carácter horizontal y asambleario de CTA fracasó. En lugar de dimitir de sus cargos, que hubiera sido lo coherente, Jesús García y José Luis Riesco siguen atornillados a sus cargos, para lo cual han evitado convocar la preceptiva Asamblea anual del sindicato en 2012. Además, actúan como si la modificación de los Estatutos para transformar la CTA en un sindicato vertical y jerarquizado bajo su mando hubiera tenido éxito. Pretenden tomar el poder en el sindicato por la vía de los hechos consumados, ahogando la autonomía de las secciones sindicales que no siguen sus dictados.

5. La sección de vuelo solo necesita para tomar decisiones la autorización de sus afiliados, debidamente convocados en asamblea. No precisa ninguna aquiescencia de la Comisión Ejecutiva, que estatutariamente no puede inmiscuirse en los asuntos de vuelo. 6. En un aspecto concreto del comunicado de la Ejecutiva sí que no cabe duda: miente deliberadamente cuando habla sobre el XVI CC de TCP, porque fue minuciosamente informada acerca de su contenido. Un contenido muy distinto al preacuerdo sometido a referéndum, ya que se sustituyó la congelación de niveles por la parte dedicada a intentar retener toda la producción dentro de Iberia y evitar la externalización. Un objetivo que, como todo el mundo sabe, naufragó por la falta de acuerdo entre la dirección y el SEPLA.

El XVI CC fue firmado cumpliendo escrupulosamente los Estatutos de CTA, tras haber sido ratificado por las preceptivas asambleas de afiliados de vuelo. Afirmar lo contrario supone alimentar a los adversarios sindicales de CTA Vuelo, lo que proviniendo de la Comisión Ejecutiva de CTA resulta inaudito. Los actuales miembros de la Ejecutiva tienen muchas explicaciones que dar. En primer lugar, ¿por qué no convocaron en 2012 la preceptiva Asamblea General del sindicato? ¿Qué es lo que tienen que ocultar? ¿Por qué expulsaron del sindicato a todos los integrantes de la sección del aeropuerto de MAD, sin abrirles expediente previo ante la Comisión de Garantías, como establecen los Estatutos? ¿Cómo es posible que el Secretario General y el de Finanzas sigan en sus cargos una vez que ya se han jubilado en Iberia?

Si les quedara un gramo de dignidad política, lo que deberían hacer es convocar la Asamblea General con carácter inmediato, y dimitir de sus puestos para renovar la Comisión Ejecutiva con carácter urgente. Hasta tanto este hecho no se produzca, consideramos que la actual Comisión Ejecutiva carece de legitimidad alguna para seguir ejerciendo sus funciones, menos aún para extralimitarse en ellas, como es el caso de su reciente comunicado.

Deja un comentario