El modelo español de Reinos de Taifas en Extinción de Incendios “hace aguas”: Una explicación político-sindical

0

Sevilla, SP, 5 de septiembre de 2015.- El pasado 1 de septiembre el PP en Andalucía presentaba para su aprobación en el Parlamento andaluz una Proposición No de Ley (PNL), que de forma curiosa resultó aprobada con la excepción, gloriosa y cantosa excepción, del PSOE de Andalucía. Ciudadanos, Podemos, IU, respaldaron esa proposición que simplemente pretendía una mejora de los derechos laborales de los trabajadores del Plan INFOCA, entre otros el reconocimiento de la categoría de Bombero Forestal. En primer lugar ésto supondría una desautorización del MAGRAMA/Tragsa, por los compañeros populares andaluces. Cuestión muy probablemente relacionada con las Elecciones a la vista. Pero tras documentarnos con reputados “Bomberos” adscritos a la Agencia del Medio Ambiente y el Agua de Andalucía, encontramos una explicación práctica, a escala andaluza, de los pequeños reinos de taifa que están lastrando los recursos públicos para la extinción de incendios, en un organismo que tiene que soportar casi 6000 trabajadores, de los que 3700 son los bomberos operativos. ¿A qué se dedican esos +-2300 No Operativos?.En esa masa encontramos representantes de organizaciones sindicales como CCOO, pero sobre todo UGT, que tienen la condición de liberados, dándose el caso de liberados desde hace varias décadas… El presupuesto de esta Agencia, supera los 168 millones de euros.

En la votación a propuesta del PP esta semana, se votaba tanto el reconocimiento de la categoría de Bombero Forestal, recibiendo el apoyo de todos los grupos políticos representados en la Cámara. El segundo punto era el de que los Medios de Extinción lo estuvieran al completo durante los 12 meses al año. Aquí ya el PSOE fue la excepción puesto que los otros cuatro grupos votaron a favor, y resultó aprobado.

Pero donde el retrato del PSOE-A fue total era en el tercer punto del Orden del Día, referido a la RTP (Relación de Puestos de Trabajo), con el fin de clarificar, pero sobre todo, evidenciar, con el voto en contra del PSOE-A, eso, la relación de puestos “DE TRABAJO”. Esto evidenciaría numerosos puestos que oscilan entre el clientelismo del Partido Socialista, sindicatos afines, y el mal uso de los siempre exiguos recursos públicos, al soportar una estructura insoportable, de extraños puestos que no está claro que función cumplen exactamente, función práctica claro, y que llevaron a la Hacienda Pública, a denegar la ampliación de efectivos este año, puesto que la desproporción entre los 3700 trabajadores y los puestos estructurales en esa Agencia, lo hacían imposible con la nueva legislación para las Administraciones Públicas. Esto es lo que significativamente ha cambiado. Ahora se fiscalizan estos gastos y la deuda de las CCAA está en el punto de mira. Sí, esto ha mejorado.

Esta negativa, pese a que había retenes con plazas sin cubrir (4 de 7 bomberos), tiene el evidente significado de que habría que adelagazar esa masa “improductiva” en esa Agencia, antes de realizar nuevas contrataciones para cubrir las vacantes que en esta Campaña 2015 se han manifestado a lo largo y ancho de toda Andalucía.

Los Bomberos Forestales de Andalucía, se han manifestado tan decepcionados con la negativa del PSOE a esta PNL, como con los sindicatos que durante años, mayoritariamente UGT, han estado cocinando extraños acuerdos con los trabajadores, que ahora, en el caso de los Bomberos, evidentemente se están organizando fuera de esos canales de fagotización de los trabajadores, que finalmente son el caldo de cultivo para que nada cambie.

Los Bomberos Forestales, llevan 25 años sin que se les reconozca su profesión, y según señalan “bajo el yugo de una administración paralela que dteriora los RRHH de este colectivo, recorta los medios de extinción, aplicándoles convenios mercantiles (con la connivencia de esos sindicatos de Dios sabe que clase…) que suponen toda una serie de derechos laborales bajo mínimos”.

Sindicatos como SIBFI (Sindicato Independiente de Bomberos Forestales Infoca) evidentemente ven ahora como se reconoce con esta PNL, lo que llevaban tiempo denunciando, incluyendo engaños de los que firmaron esos convenios, o de los que impusieron esa política de convenios basura para su colectivo durante décadas, impunemente, y como contrapartida, liberando trabajadores para labores sindicales teoricamente, que tras décadas de gobierno monocolor, les ha llevado a la actual situación.

Esta descripción, sucinta de la situación y significado del NO APOYO del PSOE-A a esa PNL, es extrapolable al resto de CCAA en una gran cantidad de casos. Esa división en 17 CCAA de una profesión única, que jamás debería tener fronteras administrativas, puesto que con la escasez de recursos públicos, la división le hace el juego al fuego, es una asignatura pendiente en nuestro país. La única explicación al mantenimiento de estos 17 castilletes de lucha contra el fuego, por encima del público interés de la extinción de los incendios, que debería recaer en un único Cuerpo Nacional de Bomberos Forestales, es la del manejo de los recursos públicos en agencias como la del Medio Ambiente y el Agua de Andalucía. Esto lo que propicia evidentemente es que la opacidad, el silencio cómplice haga posible que el clientelismo con el que operan, lastre la eficacia que deberían tener. Incluída la necesaria fiscalización de estos recursos públicos.

Deja un comentario