17.7 C
Madrid
junio, sábado 15, 2024

Jaque mate «Pastor», tras el Informe independiente de COPAC

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Jaque mateNo es baladí que el Colegio de Pilotos de la Aviación Comercial sea una Corporación de Derecho Público adscrita al Ministerio de Fomento a la hora de valorar el Informe independiente que hoy ha trascendido sobre el JK5022. En origen estas corporaciones tenían como objeto desempeñar funciones públicas de ordenación de la actividad de sus miembros. En este caso sus miembros son pilotos, y su actividad volar cumpliendo con la sencilla premisa deontológica de la "Safety first". La Constitución Española reconoce a los colegios profesionales, arts. 36 y 52, y los regula por Ley. Una característica propia es que disponen de "autonomía" e independencia. Esto les confiere además de esa independencia, "autoridad", cuando hablan o publican un informe como el de hoy. Autoridad profesional.

El interés que defienden es el estrictamente profesional. Al tratarse de aviación esto se puede asimilar a técnico. Y al tratarse de técnico en aviación indicaría de la técnica al servicio de la seguridad operativa.

El COPAC no ha sido tenido en cuenta a la hora de elaborar el Informe por parte de la CIAIAC. Aunque dos pilotos intervinieran como "herramientas" en aspectos muy específicos de la investigación, en la Junta de la Comisión, donde se elabora el Informe, la ausencia de los profesionales del pilotaje comercial en activo, y por ejemplo con habilitación tipo para el avión siniestrado, parece lógico, resulta inaudita y significativa. Pero no resulta casual, pues la composición fundamentalmente dominada por ingenieros aeronáuticos, hace de este monopolio profesional, tradicionalmente vinculado estrechamente a la industria, los operadores y los proveedores de servicios, como AENA, que la asepsia técnica se ponga en entredicho por otros profesionales, y que la aptitud para la valoración e interpretación de las investigaciones técnicas operativas fundamentalmente, quede sesgada desde el origen en su gran valor como debe ser la asepsia. No en vano, la reciente Auditoría de OACI, reflejaba una carencia de formación a nivel de la propia industria de los miembros de la CIAIAC. Por ejemplo, caso evidente de intromisión y muestra de una cierta cercanía, o simplemente connivencia formal, con el proveedor de servicios AENA, es una convocatoria del propio Colegio de Ingenieros Aeronáuticos, impartida por personal de AENA, sobre "Seguridad operativa". Queda raro que no aparezcan otros profesionales para hablar de este tema.

Centrándonos en el titular, a Ana Pastor le ha caído encima la de San Quintín con todo esto. Simplemente le ha estallado en las manos, por inacción decidida por ella misma. El jaque mate "Pastor", consiste simplemente en 4 movimientos para llegar al mate. Sin admitir el matiz, que a buen seguro ya le martillea su doctorado cerebro, como es que no sólo ha mantenido en su puesto a una determinada "casta" de aparentemente inmunes funcionarios aeronáuticos de alto nivel,(tambien hay grandes profesionales dentro de su Ministerio que se encuentran inactivos, marcados, y sobre todo superados por la realidad aeronáutica española en pleno colapso), sino que además ha nombrado como máxima responsable de la Secretaría General de Transportes a una persona evidentemente "marcada" por su pasado al frente de Navegación Aérea. Este hecho ha sido criticadísimo desde un primer momento por todos aquellos a los que AD ha consultado, ya no sólo en este sector aéreo, sino tambien en otros ámbitos de su competencia, como el Transporte por carretera, colectivo al que tampoco ha parecido impresionarle favorablemente dicha decisión a tenor de algunas organizaciones con las que AD ha contrastado este subjetivo indicio de "black feeling".

El conflicto, aún no concluso, con los profesionales de salvaguardar la seguridad de la operación aérea desde sus puestos de trabajo en forma de consola, indica además, que sigue cerrado en falso el propio conflicto. La Auditoría de OACI tambien señalaba que el proveedor de servicios AENA, incluído pues el ANS, no notificaba SISTEMATICAMENTE los incidentes a la CIAIAC. Y ahora resulta que la máxima responsable de la seguridad, es decir de AESA, y del transporte por carretera y mar, nombrada por la propia Ministra es la misma persona, que era responsable de este departamento dentro de AENA, como es nada más y nada menos que la Navegación Aérea en esos momentos tan críticos pues se produjeron ese mismo año 2010, en el que OACI realizaba su Auditoría, según el propio colectivo de control, 47 incidentes severidad A.

La cuestión es si todo lo anterior ha violado o no la propia Ley de Seguridad Aérea en algún aspecto. La cuestión es si esto fuera así, imagino que tendremos una Fiscalía que valore todos estos aspectos indiciarios y sin tener que molestarse el profesional o el ciudadano comience a actuar de oficio para aclarar todos estos supuestos indicios de vulneración de la Ley, a cuyo imperio se debe la Fiscalía. La cuestión es que esto ya ha llegado a su V1, punto de no retorno para la responsable de Fomento.

Por cierto que sí existe una jugada en el ajedrez llamada Jaque Mate "Pastor".

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Todos los canales

Últimos artículos