Aprobadas servidumbres aeronáuticas del radar de ENAIRE en la provincia de A Coruña

NP Fomento/Las servidumbres aeronáuticas son un instrumento esencial para garantizar la seguridad de las operaciones de las aeronaves en el entorno de aeropuertos y helipuertos y preservar el funcionamiento de las instalaciones radioeléctricas

0

Madrid, SP.- El Consejo de Ministros, a propuesta del Ministerio de Fomento, aprobaba el pasado viernes el Real Decreto por el que se modifican las servidumbres aeronáuticas del radar de As Pontes, en la provincia de A Coruña, que cuenta con un centro de emisores y receptores. Asimismo, se establecen las servidumbres correspondientes al centro de emisores y receptores ubicado junto al radar.ENAIRE, gestor de navegación aérea de España, ha diseñado unas servidumbres aeronáuticas de protección de estas instalaciones de navegación aérea.

Las servidumbres aeronáuticas se consideran un instrumento esencial para garantizar la seguridad de las operaciones de las aeronaves en el entorno de los aeropuertos y helipuertos y preservar el correcto funcionamiento de las instalaciones radioeléctricas.Dichas servidumbres pueden ser de tres tipos en función del servicio que protegen (aeródromos, operación y radioeléctricas), pero en todo caso están constituidas por un conjunto de superficies que limitan bajo ellas la instalación de cualquier tipología de elemento, las construcciones, actividades e incluso la modificación del terreno, salvo que de un estudio de seguridad aeronáutica se infiera que no habrá afectación.

463 km de cobertura de espacio aéreo

Estas radioayudas de ENAIRE dan servicio al tráfico aéreo al centro y norte de la península ibérica. El radar tiene una cobertura de 250 millas náuticas (463 kilómetros) y se utiliza desde los centros de control aéreo de ENAIRE en Santiago y Madrid, así como desde las torres de control de los aeropuertos de A Coruña, Santiago, Vigo y Asturias. El centro de emisores y receptores agrupa los sistemas de voz tierra/aire para las comunicaciones entre controladores aéreos y pilotos.

Deja un comentario