Washington, USA.- La cápsula SpaceX Crew Dragon se ha acoplado con éxito a la Estación Espacial Internacional (ISS), logrando otro objetivo clave del vuelo de prueba Demo-1.

El Crew Dragon se conectó al puerto delantero del módulo Harmony de la ISS por medio de una “captura suave” a las 05:51 EST del 3 de marzo mientras viajaba en una órbita de más de 250 millas sobre el Pacífico, justo al norte de Nueva Zelanda. El acoplamiento se produjo después de que la cápsula hubiera completado 18 órbitas después de su lanzamiento desde el Centro Espacial Kennedy a primera hora del 2 de marzo.

El vuelo de prueba Demo-1 es la misión inaugural de SpaceX con el programa de tripulación comercial de la NASA. La misión marca un paso importante en la restauración de la capacidad de lanzamiento humano de EE. UU., que ha tenido que confiar en el hardware ruso para retornar a la ISS desde la última misión del transbordador espacial en 2011.

La NASA dice que durante su aproximación a la ISS, Crew Dragon demostró su control automatizado y sus capacidades de maniobra al posicionarse a un punto a unos 150 m (492 pies) de la estación y luego retroceder hasta una distancia de 180 m, antes de realizar la secuencia de acoplamiento final desde 20 m.

Aproximadamente 2 h 15 min después del atraque, los astronautas de la Expedición 58 a bordo de la ISS abrieron la escotilla de Crew Dragon y entraron en la cápsula. Pudieron inspeccionar los suministros transportados a bordo de la ISS, así como el dispositivo de prueba de vida “Ripley” (que lleva el nombre del astronauta de las películas Alien) que proporciona datos sobre los posibles efectos en humanos que viajan a bordo de Crew Dragon.

Deja un comentario