Drones: ¿Riesgo en el cielo?

A medida que el número de drones en el aire pilotados por aficionados  ha aumentado dramáticamente lo hace el riego de un suceso catastrófico

0

University of Dayton Research Institute/USA.- El instituto de investigación de la Universidad de Dayton (UDRI) ha demostrado que no siempre los aviones de gran tamaño ganan ante una colisión contra un dron pequeño.

En una prueba diseñada para imitar una colisión en el aire a 230 millas por hora, investigadores de la disciplina de Física de Impactos de la UDRI, lanzaron un dron de menos de un kilo (950 gramos) contra el ala de una avión ligero, una Mooney M20. El drone que no se hizo pedazos con el impacto, pero fue capaz de abrir un gran agujero en el borde de ataque del ala dañando al larguero principal, tal y como se puede comprobar en las imágenes del video. “Mientras que el drone se rompía, su energía y su masa se unieron para crear un daño significativo en el ala”, dijo Kevin Poormoon, lider del equipo de física de impacto de la UDRI.

Poormon y su equipo de manera rutinaria hacen pruebas de impacto con aves en la estructura de los aviones, como las alas, parabrisas y motores,  presentó el pasado Agosto el resultado de las pruebas y un video del impacto del drone en el centro de conferencias del Sinclair College y el centro de entrenamiento y certificación en Dayton.

“A medida que el número de drones en el aire pilotados por aficionados  ha aumentado dramáticamente lo hace el riego de un suceso catastrófico” dijo Poormon. “Nosotros hemos realizado pruebas de impacto de aves desde hace 40 años, y hemos visto el tipo de daños que los pájaros pueden hacer. Los drones son similares en peso con algunos pájaros, y hemos visto cómo crecen los reportes sobre cuasi-colisiones y más aún después de la colisión el año pasado entre un helicóptero Blackhawk del Ejército y un drone de un aficionado”.

A pesar de que el helicóptero regresó  con daños menores en un rotor, Poormon dijo que es sólo cuestión de tiempo antes de que  un impacto con un drone causa un daño más significativo en una aeronave tripulada.

Nosotros queremos ayudar a la comunidad aeronáutica y a la industria de los UAV’s, a entender los peligros que los drones recreativos pueden plantear a los aviones tripulados antes de que ocurra un suceso significativo…..” dijo Poormon añadiendo “Sabíamos que la única manera de estudiar y comprender el problema fue recreando una colisión real , y estando totalmente equipados para hacerlo”.

Después de los trabajos de calibración para asegurar que podían controlar la velocidad, la orientación y la trayectoria de un avión no tripulado, los investigadores “dispararon” un tiro acertado en el ala Mooney y luego de manera similar hicieron lo mismo simulando un pájaro de las mismas caracteristicas   en una parte diferente del ala para comparar los resultados. “El pájaro hizo un daño más evidente en el borde de ataque del ala, pero el drone penetraba más profundamente en el ala y dañó el larguero principal, lo que el ave no hizo.”

Deja un comentario