Un cielo, una voz

0

Controller Day 2011En cualquiera de los países de nuestro entorno, el profesional, por el hecho de serlo, tiene aquello que se llamaba "prestigio social". Aunque ese prestigio, con el modelo aplicado al controlador aéreo español, ha saltado por los aires, se recompone día a día. La tortilla mediática está en el aire y dando la vuelta. En nuestra redacción hemos tenido la suerte de poder ir a la fuente durante más de año y medio. Les hemos podido conocer de cerca. Hemos podido conocer la verdad de lo que hacen y de lo que son. Hemos podido constatar, contrastar y evidenciar que sobre todo son profesionales. Profesionales cuando se preocupan por lo que hay que mejorar. Profesionales al intentar ser constructivos huyendo del caos circundante. Profesionales pues aún a pesar del yugo que les ha estado oprimiendo. A pesar de la presión enorme a las que se les ha sometido. A pesar de la injusticia legal, laboral, y sobre todo, personal con la que se les ha tratado. Han hecho su trabajo, el trabajo por el que los que vuelan les pagan. El trabajo bien hecho, por el simple hecho de hacerlo bien. Más allá del deber. ¿Quién puede decir lo mismo en nuestra sociedad "lowcostizada"?

Para el que suscribe, al final no sólo tienen ese prestigio social que se les ha arrebatado, como a tantos otros profesionales del sector o fuera de él, en estos tiempos revueltos. ¿No se les ha arrebatado tambien a periodistas, maestros, abogados, jueces,etc…? ¿No se les está arrebatando tambien a los pilotos en este preciso instante?. Por no hablar de nuestros pilotos de trabajos aéreos o helicópteros. Aquí en España. Por no hablar de colectivos increiblemente profesionales, que tambien cuidan del cielo cuando volamos, a los que llamamos "Angeles electrónicos" en AD, apunto de ser elevados a la categoría de "Arcángeles"… La categoría y el prestigio social intentan que los relacionemos confudiéndolo con el poder adquisitivo o el vil metal. La clave es ésta. ¿Qué entendemos hoy por prestigio social?.

Ahora, además, estos trabajadores de torres y centros de control, tienen para nosotros un "prestigio humano". Son seres humanos de carne y hueso, con un espíritu necesario con la que está cayendo a nivel global y nacional. Son un capital profesional digno de ser protegido, pues es un patrimonio de todos nosotros cuando volamos con seguridad… Pero sobre todo, son un capital humano, con valores lógicos y éticos, de los que cada vez nuestra sociedad adormecida, pisoteada, desestructurada, empobrecida, fundamentalmente en su espíritu, adolece más.

Devolviéndoles a ellos ese prestigio social secuestrado-y a todos los colectivos que nos acompañan cuando volamos-, nos estaremos devolviendo a nosotros mismos ese prestigio, que, queramos o no, tambien nos están hurtando, ante nuestros ojos. Ya sea en forma de controlador, piloto, tcp, atsep, tma, señalero, bombero, toa, personal de handling, aapuc… Al final de esta lista enorme, cada día más larga, estás tú y estoy yo…

La degradación del sistema social, no sólo aeronáutico, y la complicidad que nuestro silencio aporta a esa degradación, es todo un modelo de lo que nos está pasando a todos nosotros. Como decía Oscar Molina en "Mientras Vd. duerme", ellos, todos ellos están velando por nuestro sueño. Que tengamos felices sueños o pesadillas depende de nosotros mismos. Depende de en lo que queramos convertir esta realidad que nos ha tocado vivir. Conformarnos o luchar por transformarla. Ahí está el dilema. Un dilema moral, un dilema humano…

Como en todas las celebraciones, en vuestro día, hoy vaís a recibir un regalo todos y cada uno de vosotros. Todos los que mientras nosotros en nuestra redacción podemos seguir soñando día a día con nuestro trabajo, mientras vosotros habeís dejado de hacerlo durante más de año y medio. Esta canción de un grupo, que los veteranos de nuestras torres y centros conocerán, THE KINKS, puede ser un buen himno, sobre todo en la estrofa acústica con la que Ray Davies comienza. El título "Twenty Century Man", tendreís que cambiarlo simplemente por "Single Sky Man". Y tendreís vuestro regalo. Y podreís volver a hacer realidad vuestros mejores sueños. Aquellos que os han arrebatado desde febrero de 2010.


50 años de IFATCA

Un cielo, una voz desde 1961

La Federación Internacional de Asociaciones de Controladores de Tránsito Aéreo (IFATCA) celebra hoy el día internacional del controlador de tránsito aéreo y 50 años de existencia desde su creación en 1961.

IFATCA se fundó a partir de una fascinación permanente por todo lo relativo al control de tránsito aéreo y la seguridad de los vuelos en un momento en el que el transporte de pasajeros comenzaba a jugar un papel destacado en la aviación. Hoy en día, este espíritu inicial perdura más que nunca en los corazones y las mentes de todos los controladores de tránsito aéreo. La respuesta a la iniciativa de la creación de una federación fue inmediata y unánime; desde su fundación el 20 de octubre de 1961, IFATCA no ha dejado de crecer y en estos momentos incluye a 137 asociaciones que representan a más de 50.000 controladores de tránsito aéreo en todo el mundo. La aviación, como elemento vertebrador de la sociedad, se ha convertido en una parte integral de la vida de muchas personas, pero la profesión de controlador de tránsito aéreo sigue siendo a menudo desconocida, incomprendida, subestimada o vinculada injustamente a las consecuencias de accidentes, demoras y medidas sindicales, lo cual genera repetidamente una concepción negativa en los medios y una imagen errónea en la opinión pública. Rara vez reciben los controladores aéreos la atención que merecen por la enorme cantidad de vuelos gestionados con seguridad, los miles de pasajeros guiados de forma rápida a su destino por los congestionados cielos y las dificultades que afrontan en tiempos de enorme presión económica y social. Durante décadas, nuestra profesión ha evolucionado desde el trabajo con papel y lápiz (todavía utilizados en muchas dependencias) hasta las redes electrónicas automatizadas de alta complejidad. Este desarrollo no habría sido posible sin una sistemática y continua aportación y motivación de los profesionales. El día 20 de octubre de este año nos dirigimos a nuestros compañeros, a todos los controladores de tránsito aéreo que se esfuerzan minuto a minuto para dar el mejor servicio, para llevar al pasajero de forma segura y eficaz a su destino en circunstancias que demasiado a menudo están lejos de ser ideales. Las condiciones laborales y el ambiente de trabajo, la formación y la remuneración, los equipos y la automatización deben ser reflejo de la complejidad de nuestra profesión y ayudar al controlador de tránsito aéreo en sus difíciles funciones. A pesar de que nuestra exposición a los medios es cada vez más crítica, a menudo alimentada por erróneas interpretaciones económicas, los controladores de tránsito aéreo de todo el mundo cumplimos día tras día con los objetivos más exigentes de nuestra federación: la seguridad y la eficacia. Hoy reconocemos nuestros esfuerzos, nos enorgullecemos de nuestros logros y renovamos con fuerza nuestro cometido de servicio en una industria elemental para la comunidad global. A todos los controladores de tránsito aéreo: !estad orgullosos y celebrad hoy vuestra profesión! Un cielo, una voz, un futuro. El folleto del día del CTA 2011 se puede descargar desde la página web de IFATCA (www.ifatca.org). – 50 años de actividad profesional – IFATCA representa a los controladores de tránsito aéreo desde 1961, con más de 50.000 miembros en más de 130 países. Entre sus objetivos están la promoción de la seguridad, la eficiencia y la regularidad de la navegación aérea internacional, así como la protección y salvaguarda de los intereses de la profesión de controlador de tránsito aéreo.

www.ifatca.org

Deja un comentario