5.8 C
Madrid
febrero, miércoles 1, 2023

La Unión Europea se prepara para abrir el mercado de drones a una mayor escala

Desde 2003, la UE ha invertido casi 980 millones de euros en el desarrollo o uso de drones para aplicaciones innovadoras

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Florencia Amat / Aviación Digital, Sp. – El 29 de noviembre se publicó la nueva Estrategia europea para los Drones 2.0 (European Drone Strategy 2.0) desde la Comisión Europea. Según un comunicado de prensa de dicha comisión, en ella se detallan las maneras en las que la Unión puede buscar operaciones comerciales a gran escala con drones a la vez que ofrecer nuevas oportunidades en el sector.

Hasta ahora, los drones en la UE se atenían a un marco regulador global proveniente de la estrategia de aviación europea de 2015. Además, desde 2018, los drones están sujetos a ciertas normas de seguridad para regular tanto sus operaciones como el tráfico aéreo ocasionado. A partir de esta normativa se ha desarrollado un nuevo marco regulador de los drones de la UE.

Los drones cumplen varias funciones en los cielos europeos. Vigilan infraestructuras, controlan los vertidos de residuos, toman muestras del suelo; y próximamente (según la Estrategia) realizarán de manera efectiva labores humanitarias como entregas médicas aéreas y transporte de muestras médicas entre servicios sanitarios.

La Estrategia también identifica áreas para los puntos de encuentro entre los drones civiles y de defensa, y para el aumento de las capacidades de lucha contra los drones con intenciones maliciosas y la resiliencia del sistema.

La puesta en marcha del «espacio U», un sistema europeo único en el mundo para gestionar el tráfico de drones de forma segura, sentará las bases para aumentar las operaciones. El “espacio U” comenzará a estar operativo en enero de 2023, fecha en la que se espera que aumenten las capacidades de gestión del espacio aéreo y que un mayor número de drones pueda asegurarse un acceso seguro y eficiente al mismo.

El mercado europeo de drones en el futuro

La Comisión iniciará ahora los trabajos sobre las acciones emblemáticas de la Estrategia, de carácter operativo, técnico y financiero, para crear el entorno normativo y comercial adecuado para el espacio aéreo y el mercado de los drones del futuro:

  • Adopción de normas comunes de aeronavegabilidad y nuevos requisitos de formación para los pilotos de aviones remotos y eVTOL (aeronave eléctrica tripulada de despegue y aterrizaje vertical).
  • Financiación de la creación de una plataforma en línea para apoyar a las partes interesadas locales y a la industria en la aplicación de una movilidad aérea innovadora sostenible.
  • Desarrollo de un mindmap estratégico para la tecnología de los drones con el fin de identificar las áreas prioritarias de investigación e innovación, para reducir las dependencias estratégicas existentes y evitar que surjan otras nuevas.
  • Definir los criterios para una etiqueta voluntaria de drones aprobada por la ciberseguridad.

Este trabajo preparará el camino para las operaciones comerciales a gran escala y garantizará que Europa se beneficie de las sinergias entre el uso civil, de seguridad y militar de los drones y las tecnologías relacionadas, incluidas las soluciones contra los drones.

Taxis voladores y sostenibilidad

La Estrategia para los Drones 2.0 establece objetivos y misiones de aquí a 2030. Entre ellas, está el deber de los drones de prestar servicios civiles y de defensa a la ciudadanía, a los Estados miembros y a la industria.

Se prevé que en un futuro los drones se usen como plataformas para centros de comunicación o para el control de la meteorología y la contaminación. También se podrían utilizar en materias de sostenibilidad, como en infraestructuras de energía renovable. El uso de drones en la entrega de mercancía -y personas- es otro de sus posibles cometidos; de hecho, en los próximos años probablemente asistiremos ante las primeras pruebas piloto de drones en el transporte de pasajeros por Europa.

Estos servicios de “movilidad aérea innovadora” incluyen a los aerotaxis, drones que prestarán servicios regulares de transportes a pasajeros – primero con un piloto, pero con vistas a poder llevar drones dirigidos automáticamente. Se quiere hacer una prueba sin pilotos en 2024, concretamente en los Juegos Olímpicos de París.

El desarrollo de estos pequeños drones tripulados no son más que una de las medidas para descarbonizar el mundo del transporte y buscar alternativas menos contaminantes dentro del mundo aéreo y terrestre. Los drones impactan menos en el medioambiente en comparación con los típicos aviones, los cuales generan más carbono a lo largo de su ciclo de vida.

Todo esto se inscribe en el Plan de Sostenibilidad de la UE, el cual busca emisiones cero para 2050. La Unión Europea tiene la ambición de liderar la transición hacia un planeta sano y un nuevo mundo digital. Estas dos metas se han unido para crear la llamada “Estrategia para los Drones 2.0 para un ecosistema de aeronaves no tripuladas inteligente y sostenible en Europa«. El sector del transporte, incluido el emergente sector de los drones y los eVTOL tripulados, debería ayudar a lograr esta doble transición ecológica y digital.

Seguridad ciudadana

Antes de impulsar estas tecnologías innovadoras, la Comisión quiere asegurarse de que la sociedad apoya los drones. Por ello, para responder a las preocupaciones sobre el ruido, la seguridad y la privacidad, la Estrategia pide a los ayuntamientos nacionales, regionales y locales que garanticen que los servicios de los drones se ajustan a las necesidades de los ciudadanos.

Por si no fuera suficiente, la Comisión ya aprobó en 2020 la entrada en vigor de medidas políticas incluidas en la Estrategia de la UE para una Unión de la Seguridad y en la Agenda de Lucha contra el Terrorismo. Esto ayuda a prevenir o contrarrestar las amenazas terroristas que puedan provenir de un dron no corporativo. Además, la Comisión se encargará de desarrollar un “paquete de medidas antidrones” para, dado el caso, luchar contra aquellos que quieran atentar contra la seguridad pública.

Los drones son aeronaves complejas con un sistema informático avanzado pero no impenetrable. Ante la posible -aunque improbable- piratería informática o hackeo de los sistemas, la Comisión Europea ofrecerá una lista de criterios a cumplir para calificar a un dron de “dron europeo fiable”, simulando las etiquetas que tiene la UE para certificar alimentos, por ejemplo.

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Todos los canales

Últimos artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies