29.5 C
Madrid
junio, sábado 22, 2024

Pinceladas sobre el primer vuelo Madrid-Barcelona de Iberia-Aérea

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Guadalajara, SP, 16 de diciembre de 2013.- El 14 de diciembre de 1927, hace 86 años, tenía lugar un hito en la aviación comercial de pasajeros, al inaugurarse una línea regular entre la capital, Madrid, y Barcelona. Antes se habían establecido líneas con Marruecos y Madrid-Lisboa. Alfonso XIII estuvo presente en la inauguración del servicio en Cuatro Vientos (Carabanchel Alto se llamaba entonces). No era para menos. El avión era un trimotor Rohrbach-Roland de 700 caballos de potencia total. Aquella mañana, otro avión idéntico, había partido desde Barcelona. Este otro Rohrbach, pilotado por un alemán, se desorientó debido a una fuerte tormenta de nieve, y se vió obligado a aterrizar en Almazán (Soria). Tras fijar su situación en tierra, remprendió el vuelo, y aterrizó en Madrid a las dos de la tarde.

En el número de diciembre de 1927 de la Revista Aérea "Revista Ilustrada de Aeronáutica", se reflejaba la noticia y se decía entonces "Hoy es el servicio aéreo Madrid-barcelona, que establece la estrecha relación entre Castilla y la región catalana, aproximando voluntades, y que el prepara el enlace con Italia, Suiza, Alemania y Francia…" España se acercaba a Europa.


El presidente del Consejo de Administración de Iberia, Horacio Echevarrieta, junto con los empleados de la compañía, recibieron ese día a S.M. El Rey y al Consejo de Ministros en un acto de inauguración de suma importancia.


S.M. el Rey, acompañado del señor Echevarrieta, ministros, autoridades y público, en el acto inaugural de la línea Madrid-Barcelona, el 14 de diciembre de 1927

El avión que partió a las 12 30LT(Madrid), era el M-C BBB, y fue pilotado por el capitán de Artillería, Rexach, al que acompañaban dos mecáncios alemanes, así como el director de Comercio Sr.Madariaga. Los demás pasajeros eran los Sres. Rimbau, Urgoiti, Troyano, Gascón y dos reporteros gráficos, Marín y Contreras. En total diez personas. Los pasajeros "disfrutaban" entonces de asientos de mimbre para la travesía, debido a que había que aligerar el peso del avión. No había TCPs aún a bordo.

El piloto era además portador de una mensaje del Alcalde interino de Madrid, al barón Viver, Alcalde de Barcelona.
- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Todos los canales

Últimos artículos