19.9 C
Madrid
julio, viernes 1, 2022

#AESA El Sistema de Notificación de Sucesos en 2010 «detectó» un incremento exponencial de notificaciones de los controladores

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Madrid, SP, 13 de junio de 2015.- De piedra nos hemos quedado cuando hemos seguido la pista de lo remitido por el Gobierno, a la Diputada electa, Roxana Pérez, en respuesta a una pregunta parlamentaria, conseguimos acceder a la Memoria Anual 2010, del SNS, y respecto a la clasificación de Severidad de éstos, indica que hubo 7 «incidentes graves». Es decir no aparecen exactamente las 47 cuasicolisiones Severidad A, cuasicolisiones, aparecidas en la web de Eurocontrol ese mismo año. Se hace una clasificación algo distinta. Pero, quizás lo más llamativo es el punto 3.3.3.4 en el que bajo el epígrafe «Seguimiento Conflicto ATC», depronto aparece ante nuestros ojos un gráfico en el que el pico de la curva pasa de un mínimo de 44 notificaciones en enero de 2009 a nada menos que 860 en junio de 2010. Tambien resulta increíble la percepción de la inoperancia de AESA ante semejante situación, pues a día de hoy no se ha sabido lo que hizo ese año para mitigar dicha situación de la Navegación Aérea dirigida por la hoy S.Gral de Ttes. y jerarquicamente hoy responsable de AESA, y entonces directora de Navegación Aérea, Carmen Librero , que llegó a acomular la escalofriante cifra de 5.290 notificaciones ese año, es decir casi 3 por controlador operativo en ese período. Mientras la de los pilotos, aún llegando a incrementarse su cifra de notificaciones, lo hacían en una proporción moderada, aunque creciente hasta junio. Lo llamativo es como AESA intenta oponer USCA/COPAC por la naturaleza del origen de esas notificaciones, como explicaremos.

Tambien es significativo el apartado completo de seguimiento del conflicto ATC, demostrando de forma oficial este informe, como los controladores españoles masivamente estaban notificando incidentes que se estaban disparando de manera mucho más que preocupante durante ese mismo año. Pero si accedemos al gráfico de la Severidad de los Sucesos de Navegación Aérea en el año 2011, entonces nuestra anterior incredulidad de lo que estábamos viendo en 2010, ya se torna en la indignación de lo que este gráfico muestra. No sólo se incrementaron al año siguiente, sino que en el caso de los «incidentes graves» casi se multiplicaron por 4, mientras que los clasificados como «mayor» disminuían a la mitad, pero en las figuras que representan en forma de «queso» estos incidentes, encontramos como el número absoluto de éstos, sí aparece reflejado en 2010, mientras que en 2011 sólo aparece el porcentaje. En 2010, los incidentes clasificados como «mayor» fueron 116, un dato absoluto bastane significativo.

Resumiendo, lo que afecta a la notificación de sucesos por parte de los controladores aéreos españoles, durante ese período los datos de los que disponía AESA ya estaban indicando una tendencia diríamos, peligrosa, hacia el accidente aéreo, que no sabemos exactamente si se materializó en las corrspondientes medidas mitigadoras. Esto no aparece explicitamente en esta Memoria. Pero los datos sí indican que los controladores aéreos españoles estaban cumpliendo con su obligación por imperativo legal de notificar de manera indiscutible. Con estos datos oficiales la siguiente pregunta es cómo es posible que ante semejante tendencia, cuando la actual Ministra accede a la cartera, envenenada cartera del bachiller y euroaforado Blanco, no tomó de forma inmediata medidas para corregir esta tendencia. Es más, cinco años después lo que podemos ver es cómo en lugar de aliviar tensiones, ésta ha seguido con el programa de presión sobre estos profesionales, algo que sólo puede ser entendido, por lo menos de forma opinada, si consideramos que los intereses a los que sirven no son estrictamente los relacionados con la mejora de la seguridad aérea en nuestro país, sino de otro tipo, que s.e.u.o. podemos materializarlos en forma de transformación privatizadora, como gran objetivo de su mandato, empleando todos los medios que fueran necesarios, o que la Ley permita. Lo que no quiere decir que sean los medios adecuados…

AÑO 2010

AÑO 2011

Las conclusiones a las que AESA llega son tan surrealistas como tendenciosas, cuando dice textualmente «resulta evidente que el aumento generalizado de notificaciones ATC tiene su origen en el conflicto laboral de los controladores aéreos», e incluso, esta que debería ser una Agencia Estatal de la Seguridad Aérea, mezcla ese subjetivo razonamiento, no técnico, no objetivo, con lo que decía el sindicato de controladores y su asociación profesional en noviembre de 2009, cuando estas organizaciones instaron a sus afiliados a notificar. Pero contraponer esto a que COPAC tambien había hecho esto anteriormente en 2009, para finalizar contraponiendo las notificaciones de controladores y pilotos en ese año, intentando «explicar» que el incremento de notificaciones de los controladores exclusivamente podrían estar motivadas por encontrarse inmersos en un conflicto laboral, en lugar de responder a su sagrada obligación, que marca la LSA, de notificar. Esta torticera forma de presentar tanto los datos como sus explicaciones, no ya sólo indican que en lugar de una Agencia de Seguridad, estaríamos en este caso ante una Agencia Política, que evidentemente, visto lo visto, la actual Ministra no ha corregido. Por esto de nuevo queda cuestionada su credibilidad y utilidad.

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Todos los canales

Últimos artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies