19.1 C
Madrid
octubre, martes 3, 2023

Euclid, la nave espacial de ESA, despega exitosamente

Este es el inicio de un conjunto de estudios centrados en la materia y energía oscura

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Aviación Digital, Sp. – La NASA y la Agencia Espacial Europea (ESA) vuelven a colaborar, esta vez para realizar estudios sobre la materia oscura con el próximo Telescopio «Nancy Grace Roman Space» de la ESA. En este sentido, la semana pasada se lanzó con éxito la nave espacial Euclid a bordo de un Falcon 9 de SpaceX.

La nave espacial Euclid de la ESA despegó en un cohete Falcon 9 de SpaceX desde la Estación Espacial de Cabo Cañaveral, en Florida (EE.UU.), a las 17:12 CEST del 1 de julio. El éxito del lanzamiento marca el comienzo de una ambiciosa misión para descubrir la naturaleza de dos misteriosos componentes de nuestro Universo: la materia oscura y la energía oscura, y para ayudarnos a responder a la pregunta fundamental: ¿de qué está hecho el Universo?

Tras el lanzamiento y la separación del cohete, el Centro Europeo de Operaciones Espaciales (ESOC) de la ESA en Darmstadt, Alemania, confirmó la adquisición de la señal de Euclid a través de la estación terrestre de New Norcia en Australia a las 17:57 CEST.

Sobre la misión Euclid

Euclid es una misión europea, construida y operada por la ESA, con contribuciones de la NASA. El Consorcio Euclid es responsable de proporcionar los instrumentos científicos y el análisis de los datos científicos. La ESA seleccionó a Thales Alenia Space como contratista principal para la construcción del satélite y su módulo de servicio, mientras que Airbus Defence and Space fue elegida para desarrollar el módulo de carga útil, incluido el telescopio. La NASA proporcionó los detectores del espectrómetro y fotómetro de infrarrojo cercano, NISP. Euclid es una misión de clase media del programa Cosmic Vision de la ESA.

«El éxito del lanzamiento de Euclid marca el comienzo de un nuevo esfuerzo científico que nos ayudará a responder a una de las preguntas más apremiantes de la ciencia moderna», afirma Josef Aschbacher, Director General de la ESA. «Euclid ha sido posible gracias al liderazgo de la ESA, al esfuerzo y la experiencia de cientos de instituciones industriales y científicas europeas, y a la colaboración con socios internacionales. La búsqueda de respuestas a preguntas fundamentales sobre nuestro cosmos es lo que nos hace humanos. Y, a menudo, es lo que impulsa el progreso de la ciencia y el desarrollo de nuevas tecnologías potentes y de gran alcance. La ESA se compromete a ampliar las ambiciones y los éxitos de Europa en el espacio para las generaciones futuras.»

«La misión Euclid es el resultado de la pasión y la experiencia de quienes han contribuido a diseñar y construir este sofisticado telescopio espacial, de la competencia de nuestro equipo de operaciones de vuelo y del espíritu inquieto de la comunidad científica», afirma Giuseppe Racca, Director del Proyecto Euclid de la ESA. «Ha habido muchos retos durante el proyecto, pero hemos trabajado duro y ahora hemos alcanzado con éxito este hito de lanzamiento junto con nuestros socios del Consorcio Euclid y la NASA».

El Consorcio Euclid aportó los dos instrumentos científicos altamente avanzados: la cámara de longitud de onda visible (VIS) y el espectrómetro y fotómetro de infrarrojo cercano (NISP). La NASA aportó los detectores para el NISP.

Materia oscura

La misión Euclid podría ayudar a los científicos a determinar si es necesario reescribir nuestra comprensión actual de la gravedad o si se necesita un mecanismo totalmente nuevo para explicar la expansión acelerada del universo.

Euclid creará un mapa cósmico que cubrirá casi un tercio del cielo, trazando la ubicación de millones de galaxias y midiendo el espaciado medio entre ellas, un indicador de la influencia de la energía oscura. Dado que la luz de los objetos lejanos tarda en llegar hasta nosotros, Euclid observará las galaxias tal y como eran cuando el universo tenía unos 3.000 millones de años. Al observar también las galaxias más cercanas, la misión seguirá la evolución del efecto de la energía oscura a lo largo del tiempo.

Euclid también estudiará la energía oscura cartografiando la presencia de otro misterioso fenómeno cósmico llamado materia oscura. Cinco veces más común en el universo que la materia normal, la materia oscura está distribuida por todo el cosmos. Aunque la materia oscura no absorbe ni refleja la luz, los científicos pueden detectarla a través de su influencia gravitatoria sobre la materia «regular», como estrellas y galaxias, y su distribución por el cosmos se ve afectada por el empuje de la energía oscura hacia el exterior.

A medida que avance la misión, el tesoro de datos de Euclid se irá publicando con cadencia anual y será accesible a la comunidad científica mundial a través del Archivo Científico alojado en el Centro Europeo de Astronomía Espacial de la ESA en España.

SourceESA
- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Todos los canales

Últimos artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies