Luís Vericat solicitará el embargo preventivo de los bienes de los controladores

0

19/07/2011.- Ayer comenzaron las jornadas de declaraciones de los 16 controladores aéreos imputados en Madrid por el abandono de sus puestos de trabajo el 3 y 4 de diciembre, lo que reavivó la mecha del escándalo mediático que rodea a los trabajadores desde que el año pasado el ministro de Fomento, José Blanco, hiciera públicos sus sueldos y los relacionara directamente con el déficit millonario que soportan las cuentas de AENA.

Hoy le ha tocado el turno, junto a otros tres controladores, a Camilo Cela, presidente de USCA (Unión Sindical de Controladores Aéreos), que ha reiterado que “el único responsable de lo que ocurrió aquel día fue AENA”. Camilo Cela ha querido dejar claro que estaba convocado en calidad de controlador y no como presidente del sindicato. Esta actitud no ha gustado a la acusación, que ha demandando a la jueza las declaraciones de Camilo Cela respondiendo como presidente del sindicato de controladores para lo que ha sido citado de nuevo este jueves.


Luís Vericat, representante de la causa de la Agrupación de Demandantes Afectados por el caos aéreo del pasado mes de diciembre, ha declarado también esta mañana a las puertas del juzgado madrileño su intención de solicitar el embargo preventivo de los bienes de los controladores para que si “una futura sentencia condena a los controladores y se citan responsabilidades e indemnizaciones los afectados puedan hacerla efectiva y cobrar”.


Esta decisión se presenta tras conocerse el fallo del juzgado de instrucción número 6 de Málaga que ha archivado la causa abierta por la Fiscalía contra 14 controladores aéreos del aeropuerto de Málaga. El juez ha dado por buenas las bajas médicas presentadas por los trabajadores en las que se exponía que no pudieron hacer frente a sus obligaciones los días de la supuesta huelga encubierta. Ante este tema Luís Vericat no ha sabido responder porque “no tenía conocimiento directo del asunto” pero ha mostrado su intención de “personarse con afectados de Málaga y recurrir ese auto”.


Entre mañana y el jueves se prevé que finalice la ronda de citaciones de los controladores. La tónica de estos días se centra en las apariciones fugaces de los trabajadores aéreos a la entrada de los juzgados y las declaraciones diarias en las que el abogado Luís Vericat resume la jornada.


De momento la única opción que cabe es esperar, pues será la Justicia la que finalmente cierre este discurso y clarifique el grado de responsabilidad de los controladores y de Aena en el cierre del espacio aéreo del pasado diciembre y quien sentencie a los culpables.
Se trata de un proceso judicial complejo donde por el momento sólo puede verse un ganador: el bufete de abogados Cremades & Calvo-Sotelo.

Deja un comentario