Bruselas, BEL.- Europa está preparando contramedidas contra los aranceles comerciales sobre las importaciones de bienes de la UE que el gobierno de Estados Unidos se propone imponer. En el sector aéreo, las autoridades americanas se acogen a las supuestas subvenciones estatales que reciben los fabricantes europeos. La Comisión Europea ha indicado que solicitará asesoramiento sobre sus derechos de represalia al mediador de la Organización Mundial de Comercio, para que “actúe rápidamente” contra los aranceles de importación propuestos por los Estados Unidos.

 La “Office of the US Trade Representative” emitió una lista preliminar de productos que estarían sujetos a los nuevos aranceles.

Afecta a productos aeronáuticos civiles de Francia, Alemania, España y el Reino Unido (aviones de más de 15 toneladas, helicópteros, secciones de fuselaje y trenes de aterrizaje) y una gama de otros productos de los 28 estados miembros de la UE, incluidos alimentos, vino y ropa.

El Representante de Comercio de los Estados Unidos, estima que el daño de los subsidios de la UE equivale a once mil millones de Dólares al año. La Comisión de la UE ha manifestado que esa cifra se basa en las “estimaciones internas de los Estados Unidos” en lugar del análisis de la OMC.

Airbus, mientras tanto, describe el movimiento del gobierno de Estados Unidos como “totalmente injustificado” y afirma que la Comisión de la UE estará en condiciones de proponer “contramedidas mucho más grandes”.

Sin embargo, el fabricante de aviones europeo reconoce que tal medida daría lugar a “tensiones comerciales innecesarias” y que “la única solución razonable es una solución negociada”.

Haciéndose eco de las afirmaciones de Airbus, la Comisión ha indicado que está abierta a pactar con el gobierno de los EE. UU. “siempre y cuando no tengan condiciones preconcebidas y apunten a un resultado justo”.

Deja un comentario