Garantizar la seguridad de los viajes aéreos

David Ziegler, vicepresidente Aeroespacial y Defensa de Dassault Systèmes

0

Madrid, SP.- Mientras el mundo mira más allá de la pandemia de COVID-19, la industria aeroespacial recobra su papel vital para la recuperación económica. Hay mucho que hacer: la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) predice que la demanda de pasajeros en todo el año será un 48 % menor que en 2019. Al mismo tiempo, el 40 % de los viajeros recientes afirma en una encuesta de la IATA que planea esperar al menos seis meses desde que se contenga el virus para volar de nuevo. Construir la confianza de esos pasajeros será crucial. Por eso, las aerolíneas, los aeropuertos y los fabricantes de equipos originales de aeronaves (OEM) ya tienen protocolos de seguridad sólidos.

Optimizar la calidad del aire

Los aeropuertos, las aerolíneas y los fabricantes de aviones prestan mucha atención a la calidad del aire, no solo para la comodidad de los pasajeros sino también para evitar la propagación de sustancias tóxicas y microbios. En las cabinas de los aviones AIRBUS, por ejemplo, el flujo de aire, la presión, la temperatura y la calidad se controlan continuamente y todo el aire se renueva cada tres minutos. Se utilizan filtros de aire de partículas de alta eficiencia (HEPA) para garantizar que el aire cumpla las normas establecidas para los quirófanos de los hospitales, eliminando el 99,99 % de las partículas hasta el tamaño de bacterias y virus microscópicos.

Prevención de la propagación de enfermedades

Los viajes aéreos son un punto clave para la prevención cuando surge una amenaza de pandemia. Por ello, organismos como la IATA, la Organización de Aviación Civil Internacional y la OMS han colaborado para elaborar reglamentos y prácticas óptimas para los trabajadores de toda la industria, con el objetivo de prevenir la propagación de la enfermedad. La desinfección de las cabinas de los aviones, por ejemplo, forma parte del régimen de limpieza habitual, y se están añadiendo capas adicionales de saneamiento para reducir al mínimo los riesgos. Los aeropuertos están desplegando equipos completos de personal adicional, dedicados a la limpieza de pantallas táctiles, pasamanos y otras superficies de uso común. Muchos también están revisando a los pasajeros para asegurarse de que nadie con alta temperatura o síntomas suba al avión.

Medidas de modelado para una operación segura

Las simulaciones digitales del flujo aéreo pueden utilizarse en escenarios virtuales hipotéticos, para ayudar a las aerolíneas y a los aeropuertos a medir la eficacia de medidas como el distanciamiento social, el uso de mascarillas o la alteración del flujo de pasajeros para combatir la transmisión de virus. Estas tecnologías se utilizaron recientemente con el Instituto de Diseño Arquitectónico del centro sur de China, para simular el flujo de aire y la dispersión del virus y combatir así la propagación de la COVID-19 en el Hospital de Wuhan.

Las aerolíneas y los aeropuertos pueden utilizar un enfoque similar para garantizar la seguridad del personal y los pasajeros cuando reanuden sus operaciones. Las aerolíneas pueden simular eficientemente el flujo de aire y los patrones de difusión de virus en la cabina de la aeronave y trabajar con un modelo virtual para rediseñar y probar los procedimientos de seguridad. Mediante la creación de vídeos de alta calidad para mostrar cómo funcionan sus procedimientos, pueden comunicarse eficazmente con todos los interesados y aumentar la confianza de los pasajeros.

Los aeropuertos, por su parte, pueden utilizar la misma tecnología para crear modelos simulados que les ayuden a optimizar el flujo de pasajeros y a probar la eficacia de las medidas y procedimientos de seguridad. Al probar primero sus planes en un gemelo virtual del aeropuerto, pueden optimizar los recursos y reducir al mínimo las perturbaciones cuando esos planes se pongan en práctica. De manera crucial, pueden crear videos para demostrar a los trabajadores y a los pasajeros que el ambiente es seguro.

En la “nueva normalidad” que sigue a la pandemia, la seguridad de los pasajeros debe incorporarse en cada etapa, desde el diseño hasta la salida y el vuelo. Gracias a los esfuerzos combinados de las empresas de todo el ecosistema aeroespacial, ese enfoque integral ya está en marcha.

Descubre cómo Dassault Systèmes puede ayudarte a reanudar tus operaciones.

David Ziegler, vicepresidente Aeroespacial y Defensa de Dassault Systèmes

Deja un comentario