Ultimas acciones de Boeing para la vuelta al servicio del 737 MAX

0

Chicago-IL, USA.- Boeing ha conseguido un progreso significativo en los últimos meses en cuanto a la vuelta al servicio del 737 MAX de forma segura, ya que la compañía sigue trabajando junto con la Administración Federal de Aviación de EE.UU. (FAA) y otros reguladores internacionales en el proceso establecido para certificar las actualizaciones del software del 737 MAX y la formación correspondiente. También se han realizado significativos cambios de gobierno y operativos para mejorar aún más el enfoque de la compañía.

Qué estamos haciendo

Además de proporcionar asistencia a los afectados por los accidentes, los equipos de Boeing y nuestros socios proveedores han estado trabajando sin descanso para desarrollar las actualizaciones del software y realizar las pruebas pertinentes de vuelo, para mejorar los materiales de formación de los futuros pilotos, para dialogar e informar a los reguladores globales, a los clientes de aerolíneas y a nuestros proveedores, y para apoyar la flota existente de aviones 737 MAX.

Apoyo a los familiares de las víctimas: Estos dos trágicos accidentes siguen muy presentes en los pensamientos de todos en Boeing. Boeing ha establecido un fondo de ayuda de 100 millones de dólares para cubrir las necesidades de las familias y las comunidades de los afectados por los accidentes. Se han dotado cincuenta millones de dólares para el Fondo de Asistencia Financiera de Boeing, diseñado para proporcionar ayuda financiera inmediata a las familias de las víctimas de los accidentes. La compañía ha contratado a Kenneth Feinberg y Camille Biros, reconocidos expertos en establecer y supervisar los fondos de indemnización para víctimas, para que diseñen y administren de forma independiente el Fondo de Asistencia Financiera de Boeing, que ya ha comenzado a proporcionar asistencia a las familias afectadas.

Actualizaciones de software y pruebas de vuelo: Hemos actualizado el sistema MCAS (Sistema de Aumento de las Características de Maniobras) en el modelo MAX con la inclusión de tres capas adicionales de protección que evitarán que vuelvan a ocurrir accidentes similares. Hasta la fecha, hemos realizado más de 800 vuelos de prueba y de producción con

el software actualizado, que suman más de 1.500 horas. La compañía está avanzando a buen ritmo en la segunda actualización del software anunciada en junio para la redundancia informática adicional en el control de vuelo. Unos 445 participantes de más de 140 clientes y reguladores de todo el mundo, incluida la FAA, han participado en sesiones de simulador para experimentar la actualización propuesta del software del sistema MCAS. Justo la semana pasada la compañía realizó con éxito el ensayo de una prueba de un vuelo de certificación.

Diálogo con clientes y grupos de interés: Boeing ha organizado 20 jornadas en todo el mundo con más de 1.100 participantes de más de 250 organizaciones para ayudar a los operadores y entidades financieras a prepararse para la vuelta al servicio. La compañía también está realizando teleconferencias técnicas semanales con clientes de todo el mundo para proporcionar el soporte de la mayor calidad posible y garantizar que la flota esté completamente lista para su regreso al servicio de forma segura cuando se levante la suspensión temporal. Esto también incluye el desarrollo de un paquete integral de recursos de entrenamiento y formación. La compañía también está colaborando estrechamente con más de 900 proveedores para garantizar la estabilidad de la cadena de suministro.

Soporte a la flota 24 horas: Boeing proporciona soporte a sus clientes las 24 horas a través de su centro global de operaciones, a la vez que ofrece de forma simultánea asistencia de la más alta calidad a las flotas de las aerolíneas. Los equipos están aprovechando los sistemas avanzados de análisis, los vuelos de producción y las pruebas in situ para preparar a la flota para la entrada en servicio una vez que los reguladores levanten la suspensión temporal.

En qué hemos cambiado

También estamos tomando medidas para implantar las acciones que ya hemos anunciado, las cuales aumentarán el enfoque de la compañía en la seguridad de productos y servicios. Desde el anuncio de los cambios el 30 de septiembre, ya se han realizado algunas en respuesta a las recomendaciones del Consejo de Administración.

Gobierno y supervisión: Un Comité del Consejo designado específicamente ha realizado durante cinco meses una revisión independiente y rigurosa de las políticas y los procesos de la compañía, y concluyó con una serie de recomendaciones que se han adoptado. A principios de este mes, la compañía también anunció que el Consejo de Administración había decidido separar las funciones de Presidencia del Consejo de Administración y Consejero Delegado, para que Dennis Muilenburg, Presidente Ejecutivo y Consejero Delegado de Boeing, pueda

centrarse a tiempo completo en dirigir la compañía, cumplir los compromisos con nuestros clientes y reforzar el enfoque de la compañía en la seguridad de productos y servicios.

Centrados en la gestión de la seguridad y la ingeniería: El 30 de septiembre Boeing anunció la creación de una organización de Seguridad en Productos y Servicios (Product and Services Safety) que revisará todos los aspectos de seguridad de los productos y realizará las labores de supervisión del Equipo de Investigación de Accidentes y de las juntas de revisión de seguridad de la compañía. Ya se ha designado a quien estará a la cabeza de esa organización y el equipo ha empezado a operar bajo este nuevo formato. Otros cambios incluyen la realineación de la función de ingeniería, el establecimiento de un Programa de Requisitos de Diseño formal, la mejora de nuestro Programa de Seguridad Continua en Operaciones, la colaboración con nuestros clientes de aerolíneas en el diseño de cabinas de mando que sigan adelantándose a las necesidades de los futuros pilotos, y la ampliación del alcance del Centro de Promoción de la Seguridad de Boeing.

Medidas adicionales que se han adoptado: Boeing ha tomado medidas adicionales para incrementar su enfoque en la excelencia operativa y en fortalecer su gestión de la seguridad en toda la compañía, la cadena de suministro y en la comunidad aeroespacial en su conjunto, en un esfuerzo por avanzar en la seguridad de la aviación mundial. Hemos ampliado el uso de un sistema integral de gestión de la prevención y de comisiones de revisión de la seguridad para normalizar políticas y objetivos de prevención y compartir las mejores prácticas, liderado por altos cargos de la compañía para aumentar la visibilidad. Estamos en vías de ampliar el uso de nuestro sistema anónimo de denuncias para animar a los empleados a señalar potenciales problemas de seguridad. Boeing también está implantando medidas adicionales para abordar la creciente necesidad de talento, sobre todo de pilotos y técnicos de mantenimiento, con una mayor inversión en educación en materias STEM. Además, destinamos grandes inversiones a áreas como el diseño de productos, cabinas de mando del futuro, infraestructuras, regulación y nuevas tecnologías.

“Continuamos avanzando con firmeza hacia la vuelta al servicio del 737 MAX de forma segura. Nuestros equipos tienen un firme compromiso con nuestros clientes y con nuestros valores, y los cambios que estamos implantando reforzarán aún más nuestro enfoque hacia la seguridad en toda nuestra empresa y en la comunidad aeroespacial”, afirmó Muilenburg.

Deja un comentario