34.2 C
Madrid
julio, lunes 22, 2024

El distintivo de discapacidad invisible de Aena «promueve la cultura inclusiva», según psicólogos

Las 1.000 millones de personas con discapacidad son la minoría más grande del mundo según la ONU, y representan alrededor del 15% de la población mundial

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Florencia Amat / Aviación Digital, Sp. – No todas las discapacidades son físicas. Esta frase parece estar constatando lo obvio, pero hay veces que solo vemos lo que está a simple vista. Es un tema peliagudo, ya que en muchas ocasiones para disfrutar de ciertas facilidades o ayudas en según qué sitios tienes que demostrar tu afección. ¿Cómo demuestras algo que no se ve? Aena ya ha pensado en una posible solución: los distintivos de discapacidad invisibles.

¿Qué es una discapacidad invisible?

Una discapacidad invisible es aquella condición física, mental o neurológica que no se percibe a simple vista, pero que puede restringir o dificultar los movimientos, sentidos o actividades de una persona. La discapacidad invisible o discapacidad oculta es por tanto un término amplio que abarca una variedad de discapacidades o desafíos que no son fácilmente perceptibles, principalmente de naturaleza neurológica.

Muchas de estas discapacidades traen consigo la sobreestimulación sensorial. La sobreestimulación sensorial puede afectar de manera negativa a personas con ciertas condiciones, como el trastorno del espectro autista, trastornos de ansiedad, sensibilidad sensorial o problemas de atención. Puede provocar estrés, ansiedad, fatiga y dificultar la concentración y el enfoque.

Ahora bien, imaginémonos un aeropuerto: lleno de luces, altavoces en cada esquina, gente pasando a mansalva y un largo etcétera de factores que sin duda contribuyen a esta sobreestimulación. La experiencia en un aeropuerto normalmente es agobiante de por sí, y una discapacidad solo añade leña al fuego.

Para hacer frente a esta situación, algunos aeropuertos han implementado medidas para reducir la sobreestimulación sensorial, como proporcionar áreas de descanso tranquilas, utilizar iluminación más suave, ofrecer asistencia para personas con necesidades especiales y brindar información clara y concisa sobre los procedimientos de seguridad.

Aena y los distintivos de discapacidad invisible

La red española de Aena ha querido dar un paso más allá creando un distintivo para las personas con discapacidad invisible. De este modo, este emblema señala que la persona puede requerir apoyo, asistencia o simplemente comprensión y un poco más de tiempo durante cualquier actividad en el aeropuerto.

Al mostrar este distintivo, se tendrá acceso al control de seguridad dedicado para familias y personas con movilidad reducida (PMRs) en el aeropuerto. Los controles de seguridad pueden ser la peor pesadilla para una persona con discapacidad o para sus familias, ya que los procedimientos de seguridad en aeropuertos, como los escáneres de cuerpo y las revisiones de equipaje, pueden generar estrés y ansiedad adicionales.

Este nuevo distintivo sólo será válido el día del vuelo y no será necesario que el viajero lo lleve de manera visible durante todo su paso por el aeropuerto.

De momento, los aeropuertos con las infraestructuras y personal necesarios para hacer uso del distintivo son Adolfo Suárez Madrid-Barajas, Alicante-Elche Miguel Hernández, César Manrique-Lanzarote, Gran Canaria, Ibiza, Josep Tarradellas Barcelona-El Prat, Málaga-Costa del Sol, Palma de Mallorca, Sevilla, Tenerife Sur y Valencia.

En caso de que el aeropuerto de partida no cuente con un control de seguridad específico para familias y PMRs, se facilitará, en la medida de lo posible, el acceso al control de seguridad general.

Uso cotidiano

Por lo que se ve en redes, parece que son cada vez más las personas que hacen uso de este distintivo para facilitar su paso por el aeropuerto. Twitter se llena de mensajes como los de Joana Bauza, sufriente de dolores crónicos que le impiden realizar según qué actividades.

Las enfermedades físicas no son las únicas contempladas bajo este distintivo. Pueden salir muy beneficiadas las personas que caen bajo el espectro del trastorno autista (TEA). Así nos lo cuenta Bianca Marin, doble graduada en Psicología y Logopedia por la Universidad Complutense de Madrid.

«Creo que es una buena opción y sobre todo un avance, en mi opinión, porque permite que las personas con este tipo de diversidad funcional tengan las adaptaciones necesarias para poder llevar con normalidad, en la medida de lo posible, la experiencia de viajar pasando por un aeropuerto», nos cuenta Bianca, «reduciendo el estrés asociado a estos y el malestar que un ambiente “descontrolado” puede provocarles«.

Para ella, proporcionar un tiempo adicional en el control de seguridad o llevarles a un lugar con un menor número de personas donde se pueda llevar a cabo «puede ser determinante» para estas personas. La psicóloga tiene amplia experiencia con niños con autismo, por lo que considera que «estos distintivos son ideales para que estas familias puedan recibir una atención más personalizada«.

Además, considera que «este dispositivo podría ayudar a sensibilizar a los demás sobre la discapacidad invisible, entendiendo que es necesario promover la cultura inclusiva en todos los ámbitos de la vida diaria» y que «es importante fomentar la empatía con estas personas que pueden requerir de más tiempo o alguna ayuda de más para realizar la misma actividad que los que les rodean».

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Todos los canales

Últimos artículos