19.1 C
Madrid
mayo, lunes 20, 2024

Un caza ruso daña la hélice de un MQ-9 estadounidense

El incidente ha ocurrido en Siria, país donde Estados Unidos tiene desplegadas misiones para combatir al ISIS

Nuestros monográficos

- Publicidad -spot_img

Florencia Amat / Aviación Digital, Sp. – En un reciente comunicado de las Fuerzas aéreas estadounidenses, el país norteamericano denuncia la intromisión de aviones de combate rusos muy cerca del espacio aéreo en el que volaba un avión no tripulado estadounidense MQ-9. Tan cerca, que a los aviones les separaban escasos metros y una de las bengalas desplegadas por Rusia tocó a la aeronave estadounidense.

El caza de Estados Unidos estaba de servicio «en una misión para derrotar al ISIS«, cuando los aviones rusos comenzaron a «hostigar al MQ-9 y desplegar bengalas desde una posición directamente por encima, con sólo unos pocos metros de separación entre las aeronaves. Una de las bengalas rusas alcanzó al MQ-9 estadounidense, dañando gravemente su hélice. Afortunadamente, la tripulación del MQ-9 pudo mantener el vuelo y recuperar la aeronave de forma segura hasta su base», aseguran las Fuerzas Aéreas.

«Pedimos a las fuerzas rusas en Siria que pongan fin de inmediato a este comportamiento imprudente, no provocado y poco profesional», concluyen, ya que este tipo de actos son contraproducentes a la hora de «derrotar al ISIS».

Las imágenes de arriba han sido compartidas por el Ejército estadounidense. Muestran el momento en el que el caza ruso se acercó peligrosamente a la aeronave norteamericana, lanzando bengalas a su vez.

Unas 900 fuerzas estadounidenses están desplegadas en Siria para colaborar con las Fuerzas Democráticas Sirias dirigidas por kurdos contra el ISIS. Rusia es el principal respaldo del presidente sirio Bashar al-Assad.

Acciones pasadas

No es la primera vez en estas últimas semanas que acciones aéreas rusas llaman la atención de la defensa de Estados Unidos. Como apunta CNN, hace una semana, el general Mark Milley, jefe del Estado Mayor Conjunto, informó que analistas de Estados Unidos están investigando las posibles causas del aumento de acciones agresivas por parte de Rusia. Según funcionarios estadounidenses, algunos de los incidentes relacionados con Siria han tenido una duración de hasta dos horas. Este medio ha recogido cronológicamente los incidentes de estas últimas semanas.

El miércoles 5 de julio, tres aviones de combate rusos realizaron maniobras hostiles hacia tres drones estadounidenses que se encontraban en vuelo sobre Siria. Los cazas rusos lanzaron bengalas con paracaídas frente a los drones, lo que obligó a los operadores de los aviones no tripulados a tomar acciones evasivas. En uno de los incidentes, un caza ruso activó su postquemador frente a uno de los drones estadounidenses.

Al día siguiente, otro caza ruso continuó hostigando a un avión no tripulado estadounidense MQ-9 mientras llevaba a cabo una misión contra objetivos del ISIS en Siria. Un video de la Fuerza Aérea mostró dos cazas rusos volando cerca del avión no tripulado estadounidense, y uno de ellos lanzó bengalas aparentemente intentando alcanzar al avión no tripulado.

Un día después de ese incidente, un caza ruso volvió a hostigar a tres drones MQ-9, realizando 18 pasadas cercanas y forzando a los drones a tomar medidas para evitar situaciones inseguras. A pesar de estos desafíos, los drones finalmente llevaron a cabo un ataque exitoso contra un alto líder del ISIS.

El 14 de julio, un alto funcionario de defensa estadounidense informó que otro avión de combate ruso se aproximó de manera poco profesional a un avión no tripulado MQ-9 Reaper sobre Siria.

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Todos los canales

Últimos artículos